Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El escándalo en torno a su mujer hace perder popularidad a Fillon, favorito hasta ahora

El escándalo en el que se ha visto inmerso esta semana el candidato de Los Republicanos al Elíseo, François Fillon, tras revelar un semanario que su mujer cobró por un supuesto empleo ficticio en la Asamblea ha afectado a la popularidad de éste, según un sondeo publicado este viernes por France Info y realizado por Odoxa.
Así, el candidato conservador es visto de forma negativa por el 61 por ciento de los consultados, frente al 54 por ciento que tenía una buena opinión de él en el anterior sondeo publicado en noviembre. Entre los simpatizantes de derecha también empeora su imagen, aunque el 62 por ciento siguen teniendo una buena opinión del ex primer ministro.
Según el semanario satírico 'Le Canard Enchaîné', Penelope Fillon se embolsó unos 500.000 euros gracias a un trabajo ficticio como asistente parlamentaria para su marido y el sucesor de éste en el escaño. La Fiscalía Financiera ha abierto una investigación a raíz del artículo.
Fillon, que ha anunciado medidas legales contra la revista, ha insistido en que todo forma parte de una "calumnia", a menos tres meses de que tenga lugar la primera vuelta electoral. En este sentido, ha recalcado que su mujer sí que trabajó como asesora para él, como también lo hicieron dos de sus hijos, abogados de profesión.
Aunque la legislación francesa no prohíbe la contratación de familiares a los parlamentarios, el caso de la mujer de Fillon ha abierto la polémica. Así, el 2016, 76 por ciento de los consultados en el sondeo de France Info se muestran partidarios de prohibir por ley la contratación de familiares como colaboradores.
En este caso, además, no parece haber diferencias entre las familias políticas: el 82 por ciento de los simpatizantes de izquierda y el 70 por ciento de los simpatizantes de derecha reclaman la aprobación de una ley en este sentido.
Fillon partía hasta ahora como favorito en las elecciones presidenciales que se celebrarán en Francia en abril, ya que todos los sondeos le sitúan en segunda vuelta, por ahora previsiblemente con la candidata del Frente Nacional, Marine Le Pen, que en algunas encuestas aparece en cabeza en la primera vuelta.