Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un adolescente de 14 años, a prisión por guardar material terrorista en su videoconsola

Un adolescente austriaco de 14 años ha sido condenadoa dos años de prisión tras ser declarado culpable de delitos de terrorismo, después de que se encontrara material yihadista almacenado en su Play Station. Los investigadores encontraron instrucciones para fabricar bombas caseras en la videoconsola del joven.

El menor de origen turco, que se ha autoinculpado de los cargos, permanecía en custodia preventiva desde el pasado mes de octubre.
Del total de la condena, 16 meses han sido suspendidos, según ha informado una portavoz del tribunal regional en Sankt Poelten, que ha precisado que cumplirá los ocho meses restantes de la pena en un centro de detención para menores.
El adolescente se enfrentaba a una posible pena de cinco años de prisión por prepararse para unirse al Estado Islámico en Siria y descargar instrucciones para fabricar una bomba casera, información que coleccionaba en su videoconsola.
Anteriormente había sido detenido como sospechoso de estar relacionado con actividad terrorista ya que había intentado contactar con milicianos del Estado Islámico en Siria.
Según las estadísticas de las autoridades austriacas, más de 200 personas han abandonado el país rumbo a Oriente Próximo para enrolarse en las filas del Estado Islámico, de ellas unas 30 han muerto en combate y en torno a 70 han regresado a Austria.
Por otra parte, un tribunal de Viena ha iniciado un juicio contra una menor de 16 años que planeaba unirse a la organización yihadista.