Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El dirigente de las FARC 'Jesús Santrich' pone fin a 25 días de huelga de hambre

'Jesús Santrich', uno de los negociadores de la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), ha puesto fin este jueves a la huelga de hambre que había iniciado hace 25 días junto con otros dirigentes de la misma para exigir al Gobierno y al Poder Judicial que cumplan la ley de amnistía.
"Hoy levantamos #HuelgaDeHambre como un triunfo de la persistencia de nuestros compañeros y compañeras", ha escrito Santrich en su Twitter, defendiendo que "#PazEsLibertad".
El dirigente guerrillero ha aclarado en un comunicado que la huelga iniciada por él y otros integrantes así como por "prisioneros políticos" ha sido suspendida. Según ha dicho, "cerca de 1.900 prisioneros se encuentran en desobediencia carcelaria y un número promedio de 1.350 mantuvieron la huelga hasta lograr una reacción sensata del Estado que permita superar los obstáculos que impiden real o fictíciamente la libertad de las prisioneras y prisioneros".
Santrich se refiere con ello a la firma parte del Gobierno del decreto 1252 que explica a los jueces cómo aplicar la ley y que se pueda acelerar la amnistía, indulto y los tratamientos especiales penales de los presos de las FARC que cumplan con los requisitos para acogerse a este beneficio, que ha considerado "un triunfo de la persistencia de nuestros compañeros".
"Con este paso creemos posible levantar la huelga de hambre contando con que de manera expedita se concrete la liberación de todas y todos los compañeros beneficiarios de los acuerdos de paz", ha explicado en un comunicado el dirigente guerrillero, que la semana pasada tuvo que ser hospitalizado por los efectos de la huelga de hambre en su salud.
No obstante, ha añadido, "se mantiene la desobediencia carcelaria esperando ver hechos concretos, gente en libertad, respeto a la dignidad, implementación cierta de los acuerdos sin más obstrucciones, en los términos y con la buena fe que fueron suscritos por nuestra fuerza insurgente, con reciprocidad y cumplimiento de la palabra empeñada, porque es que tanta desidia en estos asuntos ya no se puede estar paliando con promesas vanas".