Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El antes y el después de la destrucción de Boko Haram en Nigeria

Boko Haram ha vuelto a sembrar el terror en Nigeria, concretamente en la zona de Baga. El último ataque del grupo terrorista la pasada semana ha provocado la muerte de más 2.000 personas, según los datos de la organización no gubernamental Amnistía Internacional (AI). La ONG ha mostrado imágenes que ponen de relieve la "indiscutible y sorprendente escala" del ataque.

Esto supondría que este ataque sería el más mortífero llevado a cabo por la secta islamista hasta la fecha, si bien el Gobierno sólo ha reconocido oficialmente el asesinato de 150 personas. No obstante, el ataque también se ha saldado con unos 10.000 desplazados.

Asimismo, la ONG ha afirmado que en Baga fueron dañadas o completamente destruidas 620 estructuras, mientras que en Doron Baga esta cifra asciende hasta los 3.100, lo que supone la práctica totalidad de la ciudad

Para corroborar estos hechos, AI ha publicado este jueves una serie de imágenes por satélite que muestran la "indiscutible y sorprendente escala" del ataque ejecutado la semana pasada por la secta islamista nigeriana Boko Haram
La destrucción que se muestra en estas imágenes coincide con los testimonios de diversas organizaciones no gubernamentales que revelan las atrocidades de los militantes de Boko Haram