Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los combatientes extranjeros vuelven a su país "decepcionados" por las promesas incumplidas de Estado Islámico

Buena parte de los combatientes extranjeros que han viajado a Siria para unirse a las filas de Estado Islámico han decidido regresar a su país de origen "decepcionados" por las promesas incumplidas de la organización terrorista, según revela un informe elaborado por la Oficina Antiterrorista de Naciones Unidas (UNOCT).
El informe, basado en entrevistas directas a 43 ex milicianos de doce nacionalidades en siete países, pretende ser "una herramienta útil" para ayudar a los miembros de la ONU a desarrollar capacidades y políticas para lidiar con el fenómeno de los combatientes extranjeros.
"El fracaso a la hora de cumplir con su ideología extremista y sus tácticas brutales, así como las luchas internas y la corrupción entre sus líderes, son lo que muchas veces lleva a la decepción y a la exclusión a los combatientes extranjeros, que optan por desertar", reza el documento.
La ONU subraya que, mientras las redes sociales juegan un papel fundamental en el reclutamiento, para la deserción es clave la influencia del entorno familiar, especialmente la presión de las madres para que vuelvan a casa, aunque solo lo hacen cuando acaban completamente "desilusionados".
La organización internacional elabora además el perfil del combatiente extranjero, según el cual la mayoría son hombres jóvenes con pocos recursos y formación, si bien ha subrayado la creciente llegada de mujeres occidentales desde el año pasado.
La UNOCT señala también que, a pesar de que la amenaza que representan los combatientes extranjeros a su regreso "es real", "no debe ser exagerada". "Debe darse una respuesta práctica, efectiva y proporcional que empiece por entender las causas del problema", ha defendido.