Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Continúa el recuento de víctimas en West

Cascote a cascote, y con cuidado. Es la única manera de desmontar lo que ha quedado de este bloque de 80 apartamentos con el fin de dar con alguna de las personas que aquí se encontraban en el momento de la explosiónEn el lugar que las autoridades comparan con una "zona de guerra" y declaran como zona catastrófica.. Hay cincuenta edificios como este donde pocas son las esperanzas de encontrar vida. Todo es devastación. Y lo que no lo es aún en un radio de 400 metros en torno a la fábrica de fertilizantes, se marca con una cruz roja porque a punto está de serlo. Sólo quienes contemplaban y grabaron la explosión desde más lejos estaban más o menos a salvo. Cinco bomberos figuran de momento entre las víctimasPor todos ellos y por los cerca de 200 heridos se reza, se dona sangre y se encadena la solidaridad