Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Valls irá en las listas al Parlamento por el partido de Macron

Macron y VallsREUTERS

El ex primer ministro francés, Manuel Valls, ha anunciado que concurrirá como candidato a las elecciones legislativas del próximo mes de junio por La República en Marcha, el movimiento político del presidente electo, Emmanuel Macron, en lugar de por el Partido Socialista (PS), bajo cuyas siglas intentó ganar el Elíseo.

"Seré candidato de la mayoría presidencial", ha dicho en una entrevista concedida a la cadena gala RTL. "Quiero inscribirme en el movimiento La República en Marcha", ha añadido el que fuera jefe de Gobierno del presidente saliente, François Hollande.
Valls ha explicado que este cambio obedece al "éxito" de Emmanuel Macron en las elecciones presidenciales y a que su programa de gobierno coincide con el que él concurrió a las primarias socialistas. "Llamo a todo el que se reconozca en su programa a implicarse plenamente", ha instado.
No obstante, ha reconocido que en su decisión también ha pesado el descalabro electoral del PS, cuyo candidato, Benoit Hamon, quedó quinto en la primera vuelta del 23 de abril. "El Partido Socialista está muerto, seamos claros, y ahora es esencial garantizar una mayoría a Emmanuel Macron" porque la división sería "fatal", ha esgrimido.
Interrogado sobre sus conocidas diferencias con Macron cuando ambos eran miembros del Gabinete Hollande, el ex primer ministro ha restado importancia a las mismas. "Están superadas", ha afirmado. "Hay que olvidar los rencores", ha apostillado Manuel Valls.
Macron, que se impuso en la segunda vuelta del domingo frente a la líder ultraderechista Marine Le Pen, tomará posesión el 14 de mayo y podrá formar entonces un Gobierno. Sin embargo, la mayoría parlamentaria resultante de las elecciones de junio determinará la continuidad del Ejecutivo y el poder de decisión del nuevo presidente.