Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La UE prorroga dos años sus misiones para entrenar al Ejército somalí y apoyar su fuerza marítima

Los ministros de Asuntos Exteriores de los Veintiocho han prorrogado en dos años, hasta el 31 de diciembre de 2018, las misiones de la UE de entrenamiento del Ejército somalí (EUTM Somalia) y la misión civil EUCAP Somalia para contribuir a apoyar la consolidación de su fuerza de seguridad marítima.
La UE lanzó en 2010 la misión militar en Uganda para entrenar y asesorar a las fuerzas del Ejército de Somalia bajo el mando del coronel del Ejército de Tierra español Ricardo González Elul y comenzó a instruir a los solados somalíes en Mogadiscio desde febrero de 2014.
La misión, actualmente dirigida por el general de Brigada italiano Maurizio Morena y que cuenta con una fuerza máxima de 195 instructores militares, incluidos unos 14 españoles, tiene por objetivo principal contribuir a fortalecer al Gobierno de transición somalí y sus instituciones de defensa y seguridad. La operación contará con un presupuesto común de cerca de 23 millones de euros entre el 1 de enero de 2017 hasta el 31 de diciembre de 2018.
Los países de la UE lanzaron en julio de 2012 la misión civil EUCAP Nestor para ayudar a consolidar las capacidades de seguridad marítima y guardacostas de los países de la región del Cuerno de África -Yibuti, Somalia, Seychelles, Kenia y Tanzanía-- para ayudarles a atajar la lucha contra la piratería aunque a finales de 2015 decidieron que la misión se centrara exclusivamente en apoyar a Somalia, rebautizándola EUCAP Somalia.
La misión, que cuenta con 137 expertos europeos, incluidos varios instructores militares españoles, y está dirigida por la policía rumana Maria-Cristina Stepanescu, forma y asesora a las fuerzas marítimas y las autoridades judiciales responsables de perseguir y juzgar los actos de piratería y también asesora en ámbitos como la inspección de pesca. La operación tiene sede en Mogadiscio pero también tiene oficinas en Hargeisa, Somalilandia, Garowe y Puntlandia y sigue manteniendo una oficina en Nairobi.
Los Veintiocho ya aprobaron en noviembre ampliar dos años, hasta el 31 de diciembre de 2018, el mandato de la operación Atalanta para luchar contra la piratería en el Golfo de Adén y el Océano Índico, a la que España aporta actualmente el buque de acción marítima 'Relámpago' y un avión de patrulla marítima P-3 Orión.
Las tres operaciones forman parte de la estrategia completa de la UE para apoyar el proceso político en Somalia y contribuir a apoyar su seguridad y desarrollo, atajando a la vez los síntomas y las causas en la raíz de la piratería, que se ha logrado controlar de forma notable en los últimos años en la zona.