Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La UE pide a Macedonia avanzar en reformas y resolver "lo antes posible" su disputa con Grecia por el nombre

La Unión Europea ha instado al nuevo Gobierno macedonio este martes a avanzar en las reformas necesarias y a resolver "lo antes posible" la disputa que mantiene con Grecia por el nombre para poder avanzar en su integración europea durante el Consejo de Asociación bilateral celebrado en Bruselas.
"Está claro que con el nuevo Gobierno establecido, listo para implicarse activamente en la aplicación de las reformas atrasadas hay una oportunidad real para que el país avance en su camino hacia la integración en la Unión Europea", ha explicado la Alta Representante de Política Exterior y de Seguridad Común de la UE, Federica Mogherini, en la rueda de prensa conjunta al término de la reunión.
La jefa de la diplomacia europea ha incidido en "la nueva sensación de optimismo" por el "nuevo inicio en el país" después de que la Antigua República Yugoslava de Macedonia (ARYM) haya superado "la crisis política profunda y seria prolongada en el último año", algo que ha confiado permita ahora centrarse de nuevo "en las reformas que los ciudadanos necesitan" y "en la perspectiva de integración en la Unión Europea del país".
Para ello, Mogherini ha subrayado la importancia de garantizar "buenas relaciones interétnicas" en el país, "la plena participación de una oposición parlamentaria constructiva y consultas con la sociedad civil" para avanzar en las reformas necesarias, así como las buenas relaciones con los países vecinos.
En este contexto, la jefa de la diplomacia europea ha saludado el Tratado de Amistad negociado entre Bulgaria y Macedonia y cuya firma se prevé el 2 de agosto y confiado en que Grecia y Macedonia encuentren una solución a su disputa por el nombre "lo antes posible". "El optimismo está en el aire", ha asegurado.
"Estamos firmemente comprometidos para garantizar que en esta segunda oportunidad que tenemos como país hagamos nuestro máximo para iniciar las negociaciones de adhesión", ha explicado por su parte el ministro de Exteriores macedonio, Nikola Dimitrov.
El jefe de la diplomacia macedonio ha admitido "la importancia de aplicar las reformas necesarias, de forma abierta e inclusiva y transparente" y ha incidido en la promesa "clave" del nuevo Gobierno de "trabajar para construir instituciones independientes y funcionales que garanticen el Estado de Derecho" en el país.
Dimitrov ha puesto en valor el acuerdo que su país ha alcanzado con Bulgaria y ha reconocido que la disputa por el nombre del país que mantiene con Grecia no puede haber "una solución de la noche a la mañana" tras recordar que una disputa abierta "desde hace mucho tiempo".
"ARYM, esto tiene la misma referencia para mi país que Klingon", ha dicho ironizado, en alusión al personaje de Star Trek, cuando se le ha preguntado si ARYM podría vivir con un nombre compuesto con una indicación geográfica, en alusión a la fórmula de República de Macedonia del Norte.
"El nuevo Gobierno no tendrá miedo a negociar pero no negociaremos con miedo", ha zanjado el ministro de Exteriores macedonio, que ha dejado claro hay que buscar una solución en el que no haya "un ganador o un perdedor". "Hemos hecho errores en el pasado y ahora tenemos oportunidad de no repetir esos errores", ha remachado.
El viceprimer ministro macedonio, Bujar Osmani, ha dejado claro por su parte que si el país aplica las reformas necesarias y resuelve las "cuestiones políticas abiertas" y garantiza "elecciones locales justas" sus "ciudadanos esperarán que la UE también cumpla, en primer lugar con una recomendación incondicional para (abrir) negociaciones de adhesión", algo que ha confiado pueda ocurrir "lo antes posible".