Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

"Sentí un gran dolor, creí que me moría"

Ella es una de la treintena de heridos que dejó el terrorista de Túnez con vida. Esta británica que se está en la unidad de recuperación tras haber apsado por cuidados intensivos, se encontraba en la playa junto a su marido cuando vieron venir al terrorista por la playa con un fúsil de asalto. El terrorista los miró y comenzó a disparar contra ellos. Su marido murió en el ataque y ella recibió un disparo en la pierna y otro en el brazo, aunque no se teme por su vida. Asegura que sólo piensa en su marido a la espera de que sus familiares lleguen al país para estar con ella.