Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Trece miembros del Estado Islámico muertos tras la explosión accidental de la bomba de un suicida en Irak

Un suicida del Estado Islámico y doce miembros más del grupo yihadista han muerto debido a la explosión accidental del artefacto que portaba el suicida durante una ceremonia de despedida en la provincia de Diyala, en el norte de Irak.
El incidente ha ocurrido en Mejeisa, al noreste de Baquba, cuando los milicianos se reunieron para despedir a uno de ellos que iba en misión suicida, ha informado el jefe de la Policía en Diyala, Yasem al Saadi, y recoge el portal IraqiNews.
Sin embargo, el explosivo que portaba el suicida se detonó accidentalmente en medio de esta ceremonia, denominada "fiesta de la sangre" por los yihadistas, ha explicado Al Saadi.
El Estado Islámico ha incrementado el número de atentados suicidas en los últimos meses en respuesta a la ofensiva de las fuerzas gubernamentales iraquíes que están acorralando a los yihadistas y les han arrebatado grandes extensiones de terreno que controlaban desde 2014.