Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

'Timochenko' pide al Papa una reunión tras las sostenidas con Santos y Uribe

El líder de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), Rodrigo Londoño Echeverri, alias 'Timochenko', ha pedido al Papa que le conceda una reunión como las sostenidas con el presidente, Juan Manuel Santos, y su antecesor, Álvaro Uribe, para hablar del proceso de paz.
El Santo Padre recibió el pasado viernes en el Vaticano a Santos y Uribe en encuentros separados para intentar conciliar sus posturas, a favor y en contra del acuerdo de paz, respectivamente, aunque no logró su objetivo.
"Creemos que la parte más acusada de pecados, las FARC, también mereceríamos unos minutos de reflexión con usted, antes o durante su anunciada visita a Colombia", ha dicho 'Timochenko' en una carta difundida este miércoles pero fechada el 20 de diciembre.
Francisco tiene previsto viajar a Colombia en 2017. Esta será la tercera visita de un Papa al país, a donde ya fueron Pablo VI en 1968 y Juan Pablo II en 1986. Antes de ser designado Papa, Jorge Mario Bergoglio estuvo en suelo colombiano varias veces.
El líder insurgente se ha mostrado consciente de que "no es fácil lograr el consenso y la reconciliación con sectores dominados por un fundamentalismo de tal naturaleza", pero ha confiado en que el Papa "logre contribuir a poner fin a tan trágica realidad".
"A la vez, confiamos en que un papel más decidido por parte de la jerarquía eclesiástica colombiana puede inclinar la balanza del lado más justo", ha añadido el máximo comandante del grupo armado.
El Ejecutivo y la guerrilla anunciaron el pasado 12 de noviembre la conclusión de un nuevo acuerdo de paz, que incluye las propuestas del sector crítico, encabezado por Uribe. El texto ya ha sido ratificado por el Congreso, que trabaja ahora en su implementación.