Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Steinmeier destaca la unión entre Alemania e Israel por encima de sus disputas

El presidente alemán, Frank-Walter Steinmeier, parece haber limado asperezas con el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, este domingo, acabando con un conflicto diplomático a causa de la decisión del ministro de Exteriores alemán, Sigmar Gabriel, de reunirse con ONG hebreas críticas con el Gobierno israelí.
La amistad entre Alemania e Israel es suficientemente fuerte para "calmar las tormentas de las dos semanas pasadas", ha defendido el presidente alemán en una conferencia conjunta con Netanyahu en Jerusalén.
Steinmeier ha visitado este domingo el memorial del Holocausto Yad Vashem en Jerusalén, al que se ha referido como "conmemoración de que nuestra generación nunca debe olvidar de donde venimos y que queremos conseguir".
Gabriel no ha cedido al ultimátum de Netanyahu de elegir entre reunirse con el primer ministro israelí o con los activistas como Breaking the Silence o B'Tselem que, según Netanyahu, han difamado a los soldados israelíes.
Steinmeier ha defendido su mensaje de unión entre Alemania y Israel y ha resaltado la importancia de "no empezar una lucha por la decisión de cada delegación de con quién se reúne", decisión ante la que "no deberíamos imponer ninguna limitación".