Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Siria declara 'persona non grata' a los embajadores de España, EEUU, Reino Unido y Francia

Kofi Annan y Bashir Al AssadReuters, archivo

Después de que los Gobiernos de estos países expulsaran a los representantes de Damasco

El Gobierno de Siria ha declarado 'persona non grata' a los embajadores de Estados Unidos, Francia, Reino Unido, Italia, España, Suiza y Turquía después de que los Gobiernos de estos países expulsaran la semana pasada a los representantes de Damasco en respuesta a la matanza de Hula, según informó la agencia estatal de noticias SANA.
En total, según el Ministerio de Asuntos Exteriores, han sido declaradas 'persona non grata' un total de 17 diplomáticos, entre los que figuran el embajador de España, Julio Albi, y el número dos de la Embajada, Jorge de Lucas. La lista incluye al embajador norteamericano, Robert Ford, y a diplomáticos de los países mencionados y de otros, como Canadá, Alemania y Bélgica.
Según el Ministerio de Asuntos Exteriores español, Albi y De Lucas fueron declarados 'persona non grata' ayer lunes y se les ha dado un plazo de "72 horas" para salir del país.
La República Árabe Siria sigue creyendo en la importancia del diálogo basado en los principios de igualdad y respeto mutuo entre los Estados y que la diplomacia es una herramienta esencial para la comunicación para resolver los conflictos entre los países, declaró el Ministerio sirio de Asuntos Exteriores en un comunicado.
"Esperamos que los países que han tomado esas medidas apliquen estos mismos principios, lo cual permitiría una vuelta a la normalidad de las relaciones", añadió, citado por SANA.
Estados Unidos, Francia, Reino Unido, Canadá, Alemania, Italia, España, Australia, Bulgaria, Turquía y Suiza decidieron de forma coordinada, la semana pasada, expulsar a los embajadores de Siria en respuesta la muerte de 108 personas --la mitad de las cuales eran niños-- en la ciudad de Hula, una matanza atribuida a las fuerzas del régimen de Bashar al Assad