Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El líder de Sharia4Belgium dice que el Gobierno le ha pedido ser informante: "Vendo coches, no a musulmanes"

El líder de la organización terrorista Sharia4Belgium, Fouad Belkacem, que fue condenado a 12 años de cárcel en 2015 por reclutar a jóvenes para hacer la yihad a Siria, ha asegurado que los servicios secretos le han pedido ser informante pero ha dejado claro que él vende coches "no a musulmanes".
"Desde mi traslado a la prisión de Hasselt, he recibido varias visitas de la Seguridad del Estado (los servicios de Inteligencia civiles belgas). Me han pedido tres o cuatro veces ser informante", ha asegurado el líder de la organización terrorista en una entrevista por escrito con la revista satírica 'Humo'.
"Pero yo vendo coches, no a musulmanes", ha replicado Belkacem, que ha dicho que si hubiera aceptado ser informante de las autoridades belgas se habría beneficiado de "un permiso de salida (de la cárcel), un ingreso mensual y al final una liberación anticipada".
El líder de la organización terrorista ha criticado que las autoridades hayan lanzado hace varias semanas el procedimiento para retirarle la nacionalidad belga tras rechazar ser informante, algo que ha considerado "injusto".
Un tribunal de Amberes, en el norte de Bélgica, inició a principios de diciembre los trámites para solicitar la retirada de la nacionalidad a Belkacem, que fue condenado a 12 años de cárcel en 2015 y al pago de 30.000 euros por reclutar a jóvenes para que fueran a hacer la yihad en Siria, porque "representa un peligro permanente" para la seguridad pública, según justificó la Fiscalía.
Belkacem, que también tiene la nacionalidad marroquí, podría ser expulsado a Marruecos si finalmente se le retira la nacionalidad belga. También podría ser objeto de una extradición judicial a Marruecos en el caso de que Rabat quiera procesarle por delitos criminales.
"Soy parte de Bélgica y Bélgica es una parte de mí", ha recalcado, dando por hecho de que no ocurrirá. Belkacem ha señalado que sólo conoce Marruecos "de algunas semanas de vacaciones" y que sus abuelos se instalaron en Bélgica en 1970. "Toda mi familia vive en Boom", ha explicado, recordando que él nació en Rumst, en la provincia de Amberes.
El líder de Sharia4Belgium rechazó a finales del año pasado que reclutara a jóvenes para ir a combatir a Siria y justificó la creación de la organización para dar voz a los musulmanes, inspirándose en la organización británica Islam4UK. "Nunca pensé en convertirme en una oficina de envío de combatientes a Siria", aseguró entonces.
Belkacem, de 34 años, ha criticado el trato "humillante" en el módulo de alta seguridad en la prisión de Hasselt para terroristas. "Prácticamente a diario te ven tus genitales" para controles, ha denunciado, al tiempo que ha considerado "francamente insultante" que le pregunten si "aprueba" los atentados terroristas.
EXCULPA AL SOBRINO DE ABDESLAM
El líder de Sharia4Belgium ha recordado que cuando llegó a la prisión de Hasselt sólo había tres presos en el módulo de alta seguridad reservado para terroristas islamistas. "Ahora somos nueve", ha indicado, entre ellos Abid Aberkan, el sobrino de Salah Abdeslam al que cobijó en un piso del barrio de Molenbeek en Bruselas. Abdeslam, hoy preso en Francia, fue el único terrorista superviviente de los atentados de noviembre de 2015 en París.
"Ha dicho que no tenía nada que ver con esta historia", ha asegurado Belkacem, que ha dicho que Aberkan, simplemente, "tiene la mala fortuna" de ser el sobrino de Abdeslam.