Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Seúl critica a Pyongyang por sus amenazas y advierte con dar una dura respuesta

El Gobierno de Corea del Sur ha criticado a Corea del Norte por sus continuadas amenazas apenas unas horas después de que Pyongyang disparara dos misiles de corto alcance al mar de Japón y ha advertido al país vecino con dar una dura respuesta.

"Sus palabras y actos amenazantes son un grave desafío a la seguridad de la península de Corea, y disparar misiles balísticos supone una violación de las resoluciones de Naciones Unidas", ha valorado el portavoz del Ministerio de Defensa, Kim Min Seok.
"Nuestro Ejército advierte firmemente a Corea del Norte contra sus temerarias provocaciones y responderá de forma firme según una postura firme de defensa combinada", ha agregado, según ha informado la agencia surcoreana de noticias.
Los disparos efectuados por Corea del Norte han tenido lugar horas antes del inicio de las maniobras militares conjuntas entre Corea del Sur y Estados Unidos, que se extenderán hasta el 24 de abril y contra cuya celebración ya había advertido Pyongyang.
En las maniobras 'Key Resolve', que se desarrollarán entre el 2 y el 13 de marzo, participarán alrededor de 10.000 militares surcoreanos y 8.600 militares estadounidenses, según ha detallado el Comando de Fuerzas Combinadas (CFC).
Por otra parte, los aliados celebrarán los ejercicios de entrenamiento 'Foal Eagle', en los que se celebran maniobras por tierra, mar y aire, entre el 2 de marzo y el 24 de abril. En los mismos serán movilizados 200.000 militares surcoreanos y 3.700 militares estadounidenses.
Un total de cinco países --Australia, Canadá, Dinamarca, Francia y Reino Unido-- participarán en estas maniobras, mientras que la Comisión Neutral de Supervisión monitorizará los ejercicios para garantizar que no violan el armisticio alcanzado tras la Guerra de Corea (1950-1953).