Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Santos anuncia un plan para evitar que otros grupos tomen los territorios de las FARC

El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, ha anunciado este martes que la Fuerza Pública --militares y policías-- tiene un plan para combatir a los grupos que intenten adueñarse de los territorios que abandonen las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).
"Estamos encima de este problema, porque sabemos que era uno de los grandes retos", ha dicho Santos en una entrevista con emisoras locales de Barranquilla. "Será el Estado quien llegue a ejercer autoridad" en estas zonas, ha afirmado.
Además, ha revelado que "Estados Unidos está ayudando en la parte de Inteligencia y en la parte militar para poder hacer frente a este reto" que, si bien no es nuevo, --ha subrayado-- aumentará en la etapa del postconflicto.
Santos ha asegurado que la Fuerza Pública ya tiene identificados a muchos de estos grupos. Como ejemplo, ha citado al Clan del Golfo, que este año ha perdido más de 3.000 miembros que han sido "neutralizados" en operativos de seguridad.
Una vez aprobado el acuerdo de paz, los guerrilleros de las FARC deberán entregar todas las armas y concentrarse en zonas pactadas del territorio colombiano para iniciar su reincorporación a la vida civil bajo supervisión de la comunidad internacional.
PLEBISCITO POR LA PAZ
Por otro lado, Santos ha recalcado que el plebiscito que se celebrará el próximo 2 de octubre para que los colombianos aprueben o rechacen los acuerdos de paz suscritos por las FARC "será la votación más importante de sus vidas".
"El próximo 2 de octubre realmente estamos definiendo un futuro para nuestros hijos y la alternativa es muy clara: si votamos sí acabamos con las FARC y acabamos con la guerra; si votamos no continúan las FARC y continúa la guerra. Es así de sencillo, así de contundente", ha dicho.
Ha reiterado la idea de que "una paz, así sea imperfecta, es muchísimo mejor que una guerra perfecta", por lo que ha lamentado las "mentiras" que siguen rodeando al proceso de paz. "Los que hicimos fue un acuerdo muy responsable", ha defendido.
En este sentido, ha lamentado, en declaraciones recogidas por Caracol Radio, que mientras numerosos gobiernos y organizaciones internacionales han celebrado el acuerdo de paz con las FARC dentro de Colombia haya quienes la critican.