Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rusia se reserva el derecho a "proteger" a sus compatriotas tras los sucesos de Donetsk

El Ministerio de Exteriores ruso ha advertido de que tras los "acontecimientos trágicos y derramamiento de sangre" registrados en Donetsk, en el este de Ucrania, Rusia "se reserva el derecho" a proteger "las vidas de sus conciudadanos".

En un comunicado, el Gobierno ruso ha lamentado que "manifestantes pacíficos" que protestaban contra "la posición destructiva de personas que se definen a sí mismas como las autoridades ucranianas" fueron atacadas por "grupos de derecha" armados que llegaron desde el día anterior a la ciudad procedentes "de otras partes del país".
Al menos una persona murió y varias más resultaron heridas en enfrentamientos entre manifestantes partidarios del nuevo Gobierno interino proeuropeo del país y manifestantes prorrusos en Donetsk, ciudad del este del país de población principalmente rusófona.
Rusia ha dicho "en repetidas ocasiones" que las nuevas autoridades en Kiev deben "desarmar" a los grupos armados y "garantizar la seguridad pública y el derecho legítimo de las personas a manifestarse", añade el comunicado.
"Desafortunadamente, como lo demuestran los acontecimientos en Ucrania, esto no sucede y las autoridades de Kiev no tienen el control de la situación en el país", ha lamentado el Gobierno ruso.
"Rusia es consciente de su responsabilidad por las vidas de sus conciudadanos y de Ucrania y se reserva el derecho de poner a las personas bajo su protección", ha remachado el departamento que dirige Sergei Lavrov.