Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rusia asegura que ha fracasado el concepto de oposición moderada en Siria

El concepto de oposición moderada en Siria ha fracasado, ha asegurado este viernes el representante de Rusia ante Naciones Unidas, Vitaly Churkin, quien ha afirmado que los movimientos sociales sirios han sido subyugados por extremismo armado respaldado desde el extranjero.
Al ser cuestionado por la agencia Itar Tass sobre la participación de Moscú en el conflicto sirio, el diplomático ha recordado que Rusia se encuentra en Siria a petición del Gobierno sirio para ayudar a combatir terroristas "que brotaron de todas partes para ayudar a acabar con el Gobierno legítimo".
Según Churkin, al extremismo armado no le llevó mucho subyugar a los movimientos de protesta en Siria. "Este fenómeno ha ido unido a la financiación, al apoyo material y a la propaganda exteriores. El concepto fantasma de la oposición moderada siria ha fracasado", ha subrayado.
"El conflicto sirio nace de una política exterior sin reflejos en el que ciertos actores regionales e internacionales deciden cambiar al Gobierno en Damasco de un día para otro y deforma dramáticamente el mapa político, étnico-religioso y económico de la región", ha apuntado Churkin, quien ha resaltado que Moscú considera este conflicto como "una forma actual de colonialismo agresivo".
Por último, el representante ruso ha llamado a reanudar el diálogo interno en Siria, atacando la pasividad de Naciones Unidas por el parón de seis meses desde los últimos encuentros entre Gobierno y oposición.
Este viernes, las fuerzas leales al presidente sirio, Bashar al Assad, han proseguido con los ataques aéreos y terrestres sobre las zonas de Alepo que continúan en manos rebeldes, de cara a avanzar en una reconquista que ya ha permitido al Gobierno recuperar el control de más de una treintena de barrios.