Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rechazan los órganos de un donante por su condición de homosexual

Rohn NeugebauerFacebook

Rohn Neugebauer, un ciudadano estadounidense de 48 años ha sido víctima de los prejucios homofóbicos incluso hasta después de muerto. Un centro de donantes de órganos de Pittsburgh (EE.UU) ha rechazado los suyos al conocer que era gay y que había mantenido una relación estable durante años.

Cuenta New York Daily News que Rohn Neugebauer falleció el pasado 16 de marzo como consecuencia de un fallo cardiaco. Pese a ser un candidato ideal para la donación, el Centro de Recuperación de Órganos y Educación, (CORE, según sus siglas en inglés) rechazó esta posibilidad.

La negativa tuvo lugar tras rellenar Sandy Schultheis, su hermana, un largo cuestionario a requerimiento de CORE. Al final preguntaba si el donante había tenía en los últimos cinco años alguna relación homosexual. Algo a lo que ella respondió afirmativamente añadiendo además que había sido con una pareja estable con la que había permanecido durante años.    

A partir de esa respuesta, los responsables de CORE estimaron que Rohn no era un "candidato posible" para una donación debido a su pasado de relaciones homosexuales.

Se basan para ello en una recomendación del Centro para el Control y Prevención de Enfermadades (CDC) que asegura en una directriz que "los hombres que han tenido relaciones sexuales con otro hombre en los 5 años anteriores" deben ser excluidos de la donación.

Dan Burda, la pareja sentimantal de Rohn, critica duramente la decisión de CORE, más si cabe cuando recientemente, ambos organizaron una colecta de fondos para esta entidad y en ningún momento su sexualidad fue un problema. En aquella ocasión, la pareja logró recaudar algo más de 5.000 euros para impulsar las donaciones en su comunidad.

Pero esta no es la única polémica que ha rodeado a Rohn tras su fallecimiento y la negativa de CORE a aceptar sus órganos dada su homosexualiadad.

Su caso fue recogido por una canal de televisión que lo llevó en titulares, pero la protesta de su padre obligó al medio a retirar la información.

Según fuentes de la WPXI, un canal local afiliado a la NBC, el padre de Rohn protestó airadamente por el enfoque de la inforemación ya que muchos miembros de la familia desconocían la orientación sexual del fallecido y consideraba que un informativo no era la mejor forma de enterarse.

No obstante, Sandy, su hermana ha discrepado abiertamente con su padre y ha asegurado que cualquiera que conociera mínimamente a Rohn, sabía que mantenía una relación larga y estable con otro hombre.