Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Republicanos y demócratas, más cerca de evitar la suspensión de pagos

A pocas horas de que expire el plazo, el 17 de octubre, republicanos y demócratas parecen estar más cerca de llegar a un acuerdo fiscal que evite la suspensión de pagos en el país y permita reabrir la administración. El senador demócrata, Harry Reid, ha afirmado que han hecho “un gran progreso” aunque ha pedido paciencia.

De llegar a un acuerdo antes del jueves, EEUU extendería su capacidad de endeudamiento, al menos, hasta mediados de febrero y permitiría la reapertura de la Administración federal, cerrada parcialmente desde el 1 de octubre. De esta forma se evitaría la suspensión de pagos el próximo jueves.
El senador demócrata, Harry Reid, ha adelantado en declaraciones a la prensa que han hecho “un gran progreso” aunque ha pedido “paciencia”. Por su parte, su colega republicano, Mitch McConnell ha reconocido que han tenido “un buen día y que han avanzado sustancialmente”.
El acuerdo que ambos senadores alcancen deberá someterse en el Senado y en la Cámara de Representantes, de mayoría republicana.
Está previsto que una vez logrado el consenso, los líderes republicanos y demócratas se reúnan con el presidente Obama en la Casa Blanca. Éstas son horas decisivas para el gobierno estadounidense que si no llega a un acuerdo antes del jueves será incapaz de pagar todas sus deudas.