Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

España espera que el acuerdo entre EEUU y Cuba facilite el futuro para los cubanos

Margallo da la bienvenida a la nueva etapa ente Cuba y EE.UU. que es "esperanzadora"EFE

El Gobierno español ha calificado de "noticia esperanzadora" de "enorme relevancia" el acuerdo entre EEUU y Cuba para normalizar sus relaciones y ha esperado que la reanudación del diálogo bilateral "abra el camino a un futuro mejor para el pueblo de Cuba que sólo podrá construirse bajo los principios de democracia y de respeto a los Derechos Humanos".

Así se ha pronunciado el ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, José Manuel García-Margallo, en una comparecencia en el Palacio de Santa Cruz, en la que ha expresado su "reconocimiento" a los Gobiernos de EEUU y Cuba por esta decisión de "reconciliación" entre dos países "tancercanos" a España.
Satisfacción del Ministro de Defensa
Por su parte, el ministro de Defensa, Pedro Morenés, considera que la reanudación de las relaciones diplomáticas entre Estados Unidos y Cuba es una "buenísima noticia" porque ambas son dos naciones a las que España tiene "gran simpatía".
"Me alegro extraordinariamente de que Estados Unidos y Cuba hayan llegado a un acuerdo", ha subrayado Morenés durante su comparecencia ante la Comisión de Defensa del Congreso para informar del desarrollo de las misiones militares en el exterior.
El titular de Defensa ha justificado estos argumentos porque el pueblo cubano es "muy querido por España" y hoy en día hay "millones de hispanohablantes en Estados Unidos", que también es "un pueblo amigo".
En su opinión, entre Washington y La Habana existía un "conflicto" desde hacía más de 50 años que "nunca gusta" cuando es entre dos naciones a las que España tiene una "gran simpatía", por lo que ha insistido en la "buena noticia" que supone la apertura de este diálogo.