Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Policía Metropolitana revisa los planes de seguridad tras los ataques en Berlín y Ankara

Recuerda que el nivel de amenaza es "grave" y que ha estudiado la posibilidad de ataques con "grandes vehículos"
La Policía Metropolitana ha informado de que está revisando sus planes en materia de seguridad tras los ataques registrados el lunes en Berlín y en Ankara, al tiempo que ha recordado que tiene planes específicos para proteger a la población en el periodo de Navidad y en Año Nuevo.
"Como parte de la rutina y como precaución, revisamos nuestros planes después de atentados en el extranjero y lo estamos haciendo en estos momentos tras los horribles incidentes en Berlín y Ankara la pasada noche", ha asegurado en un comunicado la Policía Metropolitana de Londres.
El cuerpo policial ha subrayado que tiene "planes detallados" para proteger a la población "en el periodo de Navidad y de Año Nuevo". Dichos planes "ya reconocen que el nivel de amenaza es 'grave', lo que quiere decir que un atentado el altamente probable, y tienen en cuenta una serie de amenazas, incluido el uso de grandes vehículos".
La Policía Metropolitana ha lanzado este mensaje después de que el lunes un policía turco matara al embajador ruso en Ankara durante la presentación de una exhibición fotográfica, horas antes de que un hombre al volante de un camión matara a doce personas atropellándoles de forma intencionada con el vehículo en un mercado navideño en el centro de Berlín.