Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Poroshenko anuncia que se va a rodear Slaviansk para "liquidar a los milicianos"

Petró Poroshenko, presidente ucranianoEFE

El presidente ucraniano, Petro Poroshenko, ha anunciado este miércoles que las fuerzas de seguridad van a rodear Slaviansk, en el este del país, para "liquidar" a los separatistas prorrusos y recuperar el pleno control de la frontera en esta zona.

"Estamos dando pasos resueltos y llevando a cabo operaciones exitosas para la restauración (del control) sobre la frontera", ha indicado Poroshenko, según recoge la agencia Interfax Ucrania.
En este sentido, ha precisado que "hoy haremos todo lo posible para rodear Slaviansk". "Estamos avanzando y el círculo se está estrechando para liquidar a los milicianos liderados" por el ministro de Defensa de la autoproclamada República Popular de Donetsk, "que se resisten a los efectivos ucranianos con las armas".
El presidente ha asegurado que está en contacto permanente con el Ministerio de Defensa y con el mando de la operación antiterrorista y que la actuación está "exhaustivamente planeada" y se intenta "evitar bajas civiles y militares".
"Ahora mismo necesitamos no solo heroísmo, no solo patriotismo, sino también una disciplina militar estricta y cohesión con otras unidades de las Fuerzas Armadas", ha remachado.
Alto el fuego
Poroshenko había anunciado previamente que iba a ordenar un alto el fuego unilateral de las fuerzas gubernamentales en el este para permitir a los separatistas entregar las armas y que los milicianos rusos pudieran abandonar el país. Sin embargo, con estas declaraciones ha dejado claro que por ahora dicha tregua unilateral no está vigente.
El presidente había explicado a la prensa en Kiev que su plan de paz "comienza con mi orden de un alto el fuego unilateral". "Deberíamos conseguir el apoyo al plan del paz del presidente de todos los participantes en los acontecimientos de Donbas", como se conoce a la zona en la que se encuentran las regiones de Donetsk y Lugansk, "inmediatamente después de ello".
El presidente ha dejado claro que el desarme de los separatistas prorrusos y la salida de los posibles mercenarios rusos debe producirse "muy rápido", ya que el alto el fuego será corto en su duración. Mientras esté en vigor, ha añadido, los grupos armados deben desarmarse y se debe restaurar el orden en esta parte del país.
Nombramientos
En otro orden de cosas, Poroshenko ha procedido este miércoles a realizar varios nombramientos. Así, ha remitido a la Rada Suprema la designación de Pavlo Klimkin, hasta ahora embajador en Alemania, como nuevo ministro de Exteriores.
Además, ha propuesto al Parlamento la designación del hasta ahora primer viceprimer ministro, Vitali Yarema, como el nuevo fiscal general. Por otra parte, ha propuesto la destitución del presidente del Banco Central de Ucrania (NBU), Stepan Kubiv, quien ocupaba el cargo desde febrero de este año.