Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Policía libera a 67 activistas prorrusos en Odesa tras la presión de los manifestantes

Prorrusos toman la central de Policía de Odesa. Foto: EFEcuatro.com

Hasta 67 activistas prorrusos han sido puestos en libertad en la sede central de la Policía en la ciudad ucraniana de Odesa (sur) después de que el edificio fuera rodeado por un grupo de manifestantes que exigían su excarcelación. Los activistas fueron detenidos durante los disturbios del viernes, cuando murieron 46 personas.

"¡Los rusos no abandonan a los suyos!", "¡Rusia! ¡Rusia!" o "¡Fascistas! ¡Fascistas!", han sido algunas de las consignas que han coreado los manifestantes concentrados ante la sede policial.
Los manifestantes concentrados ante la sede policial intentaron asaltar el edificio, pero enseguida comenzaron a salir los detenidos, que fueron recibidos con júbilo. Algunos de los excarcelados eran supervivientes del incendio de la Casa de los Sindicatos de Odesa.
Sin embargo, los activistas han sido liberados con cargos y les han ordenado que regresen al día siguiente a comisaría para recoger sus pertenencias. El Ministerio del Interior ucraniano había informado de la detención de 160 activistas que participaron en los disturbios, a los que se les imputan los delitos de desórdenes públicos y amenaza de violencia contra los agentes de la autoridad.
Durante la concentración, algunos de los manifestantes han entregado escarapelas de San Jorge con los colores naranja y negro que se han convertido en símbolo de la rebelión contra Kiev.