Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La OIM ha rescatado a 600 inmigrantes en el Sáhara desde abril en una nueva operación

Una nueva operación puesta en marcha por la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) ha rescatado a más 600 inmigrantes y refugiados en el desierto del Sáhara desde el pasado mes de abril, gracias a la financiación del Gobierno holandés y de un fondo de la Unión Europea.
La nueva operación, según ha explicado la OIM en un comunicado, ofrece asistencia a los inmigrantes en problemas en zonas donde existe una presencia humanitaria limitada. Bautizada como 'Rescate y Asistencia a Migrantes en la región de Agadez (MIRAA), durará doce meses y busca garantizar la protección de los migrantes al tiempo que refuerza la gestión de la migración por parte del Gobierno nigerino.
"Estamos reforzando nuestra capacidad para asistir a los migrantes vulnerables varados en el norte de Agadez, hacia la frontera entre Níger y Libia", ha explicado el jefe de la misión de la OIM en Níger, Gieuseppe Loprete.
"Salvar vidas en el desierto se ha convertido en más urgente que nunca. Desde principios de año hemos estado recibiendo frecuentes llamadas para rescatar a víctimas que se embarcan en esta ruta", ha precisado.
MIRAA es un iniciativa complementaria al 'Mecanismo de Recursos y Respuesta de Migrantes (MRRM) puesta en marcha por la OIM y financiada por la UE. Su objetivo es aunar en un mecanismo una serie de servicios y ayudas a migrantes, incluido el retorno voluntario asistido a sus países de origen y la reinserción una vez ello ocurra.
En su comunicado, la OIM también ha hecho referencia a la muerte de 52 inmigrantes este domingo en el desierto en el centro de Níger, cerca de Seguedine. El domingo, según ha precisado, 24 inmigrantes alertaron a las autoridades de que habían sido abandonados por los traficantes, si bien uno de ellos falleció posteriormente.
Los supervivientes formaban parte de un grupo de 75 inmigrantes que viajaban en tres vehículos, pero el resto no han podido ser localizados aún, ya que la zona se ha visto afectada por una tormenta de arena, según la OIM. Los supervivientes proceden de Gambia, Nigeria, Senegal y Costa de Marfil.