Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La OEA respalda la "ejemplar" suspensión del Mercosur a Venezuela y pide la disolución de la Constituyente

La Secretaría General de la Organización de los Estados Americanos (OEA) ha manifestado este sábado su pleno respaldo a la decisión adoptada hoy sobre la suspensión de la República Bolivariana de Venezuela en el Mercosur, que ha descrito como "ejemplar", y que recuerda al "régimen venezolano que en las Américas no hay lugar para las dictaduras ni para los tiranos que las dirigen".
"La decisión adoptada por los Gobiernos de Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay", asegura la organización dirigida por Luis Almagro, "representa una expresión ejemplar en defensa de los principios que unen a nuestros países y transmite un mensaje de esperanza y apoyo al pueblo de Venezuela en el momento en que lucha por sus libertades y sus derechos".
De igual modo, la OEA aprueba el argumento esgrimido por el Mercosur para expulsar a Venezuela, la aplicación del llamado Protocolo de Ushuaia por el cual el bloque se reserva el derecho de expulsar a cualquier miembro que incumpla el estándar democrático.
La decisión, según la OEA, "constató la ruptura del orden democrático" y recordó que "el espíritu del Protocolo de Ushuaia sobre Compromiso Democrático es el restablecimiento de la institucionalidad democrática en el Estado afectado", después de que el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, impulsara la creación de la llamada Asamblea Nacional Constituyente como órgano legislativo paralelo al Parlamento, dominado por la oposición.
Ni el Mercosur ni la OEA, que la ha calificado de "fraudulenta" reconocen a este nueva estructura de "suprapoder", como la describió Maduro y han pedido su disolución.
La Organización de Estados Americanos termina su comunicado reiterando un llamamiento "al fin de la represión en el país, al inmediato establecimiento de un calendario electoral integral que incluya elecciones presidenciales en 2017, a la apertura de un canal de ayuda humanitaria, al restablecimiento pleno de las funciones de Asamblea Nacional, a la liberación de los presos políticos y al respeto irrestricto a la institucionalidad democrática".