Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Netanyahu insiste en que las acusaciones en su contra por la compra de equipos militares son "infundadas"

El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, ha insistido este viernes en que las acusaciones en su contra por un supuesto conflicto de intereses en la compra de equipos militares son "infundadas", en respuesta a la decisión del fiscal general de abrir una investigación penal en su contra, aunque todavía se desconoce por qué.
"Se ha demostrado que las recientes acusaciones son infundadas", ha dicho Netanyahu a través de un comunicado. "Lo decimos otra vez, como lo hemos dicho siempre, no saldrá nada de esto porque no hay nada que encontrar", ha sostenido.
El fiscal general de Israel, Avihai Mandelblit, ha ordenado abrir una investigación penal contra Netanyahu por dos asuntos, según informó el miércoles la cadena hebrea Channel 10, que no dio detalles sobre la naturaleza de los casos.
El Ministerio de Justicia y la Policía emitieron un comunicado conjunto en el que rehusaron hacer comentarios "por razones obvias, ya que el análisis aún esta en marcha". "No se trata ni de una confirmación ni de un desmentido", aclararon.
Además, estas dos instituciones avanzaron que habrá una declaración pública en el momento oportuno. "El fiscal general y la Policía están trabajando en estrecha cooperación", recalcaron, de acuerdo con el diario local 'Jerusalemn Post'.
Los medios de comunicación israelíes han especulado en los últimos tiempos sobre la posibilidad de que la Justicia actuara contra Netanyahu por los presuntos vínculos del jefe de Gobierno y sus asesores con personas adineradas.
La Fiscalía ha estado investigando los contratos concedidos por Israel a ThyssenKrupp para la construcción de tres submarinos militares porque el abogado de Netanyahu, David Shimron, representa también al agente local de la naviera alemana.
Por su parte, Channel 2, otra televisión israelí, añadió el jueves que Netanyahu es sospechoso de recibir "regalos significativos" de empresarios nacionales y extranjeros.