Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

"Nadie tendrá que marcharse": El mensaje de May a los europeos residentes en Reino Unido

Tras un año de máxima incertidumbre, los ciudadanos comunitarios residentes en Reino Unido reciben una noticia tranquilizadora. Theresa May, la primera ministra, mucho más debilitada tras su batacazo electoral, cambia el tono y garantiza que "nadie tendrá que marcharse". Los ciudadanos que acrediten cinco años de residencia en el país obtendrán los mismos derechos que los británicos. El resto tendrá margen para poder regularizar su situación. Los 200.000 españoles residentes en el país respiran hoy con algo de alivio.