Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Moscú aplaude la extensión del alto el fuego pero reitera que no debe ser un ultimátum

El Gobierno ruso ha apreciado la extensión del alto el fuego anunciada por las autoridades ucranianas aunque ha reiterado que no debe convertirse en un ultimátum para la resolución del conflicto, ha declarado el ministro de Exteriores de Rusia, Sergei Lavrov.

Si se confirma la prolongación del alto el fuego por 72 horas, lo deberíamos aplaudir pero esperamos que no se trate de un ultimátum aplazado por tres días", ha dicho Sergei Lavrov, ministro de Exteriores de Rusia.
Lavrov ha expresado su confianza en que tanto la prórroga del armisticio como las consultas para la distensión en el este de Ucrania, cuya segunda ronda se celebra este viernes en Donetsk, permitan crear mecanismos de diálogo más estables.
"Espero que la prolongación de la tregua por 72 horas y los contactos que deben continuar en estos momentos los representantes de Kiev y el sureste con mediación de Rusia y la OSCE, se traduzcan en acuerdos más sólidos y mecanismos de resolución más estables", ha manifestado.
Al mismo tiempo, el ministro de Exteriores ruso lamentó la ausencia de pasos concretos por parte de Kiev para impulsar el diálogo con las regiones sobre la reforma constitucional.
"Resulta que desde (la firma de los acuerdos de Ginebra) el 17 de abril, no ha habido ninguna medida urgente (por parte de Kiev) para lanzar el diálogo sobre la reforma constitucional con la participación de todas las regiones (de Ucrania)", ha apuntado.