Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Docentes mexicanos atacan las sedes de cuatro partidos políticos en Guerrero

Docentes mexicanos atacan las sedes de cuatro partidos políticos en GuerreroReuters

Un grupo de docentes en contra de la reforma educativa ha atacado este miércoles las sedes del gobernante Partido Revolucionario Institucional (PRI), el Partido Acción Nacional (PAN), el Partido de la Revolución Democrática (PRD) y el Movimiento Ciudadano en el estado de Guerrero, ubicado en el suroeste de México.

Según ha informado la prensa mexicana, los docentes, que iban encapuchados, han atacado con piedras, palos, tubos metálicos, cócteles molotov y armas de fuego las principales sedes de estos partidos políticos en Chilpancingo, capital de Guerrero.
   También han asaltado la sede de la Confederación de Trabajadores de México (CTM) y la Oficina de Atención Ciudadana del senador del PRD Sofío Ramírez, causando importantes daños materiales, de acuerdo con el diario 'El Universal'.
   En este contexto, las fuerzas de seguridad han rodeado el Congreso de Guerrero y la mayoría de los comercios del centro de Chilpancingo han cerrado. "No cierres, es contra el Gobierno y no contra ustedes", han gritado los docentes.
   Desde hace semanas, los profesores de este estado mexicano se manifiestan contra la reforma de la Ley Estatal de Educación, que no incluye las demandas de la Coordinadora de Trabajadores de la Educación del Estado de Guerrero (CETEG).
Actuaciones gubernamentales
   A través de un comunicado oficial, el Gobierno de Guerrero ha anunciado que "las instancias correspondientes actuarán contra los autores intelectuales y materiales de estos hechos y aplicarán todo el peso de la ley a quienes resulten responsables de los correspondientes delitos".
   En concreto, ha apuntado a "los principales dirigentes de la CETEG, Minervino Morán y Gonzalo Juárez", ya que "avalaron públicamente, en varias entrevistas con medios de comunicación locales y de la Ciudad de México, los actos delictivos que se cometieron hoy". "Se reitera que habrá de aplicarse todo el peso de la ley", ha dicho.
   Además, ha aclarado que "la indicación que recibieron las instancias policiales fue la de no caer en la provocación". "Se actuó con prudencia porque se sabía de antemano hacia donde estaban orientadas sus pretensiones: querían que hubiera muertos de por medio. Lo que ellos han pretendido estos últimos días es buscar mártires, pero el Gobierno de Guerrero no se los va a dar", ha indicado
   A este respecto, ha señalado que "se ha actuado en coordinación con el Gobierno Federal". "Se ha mantenido una comunicación fluida, estrecha y permanente al más alto nivel con la Secretaría de Gobernación, para tomar las acciones preventivas necesarias para las próximas horas y actuar también en consecuencia por los actos evidentemente fuera de la ley que se cometieron hoy", ha detallado.
   En este contexto, ha anunciado que "el camino del diálogo se ha agotado". "No queda otra alternativa más que la aplicación irrestricta de la ley y la preservación del Estado de Derecho. No hay otro camino", ha considerado.
   Si bien, ha destacado que el Gobierno de Guerrero "ha dado muchísimas muestras de diálogo", a pesar de lo cual "los dirigentes de la CETEG y los miembros de otras organizaciones que los secundan han tomado un camino erróneo que los coloca totalmente fuera de ley".