Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mediadores instan a los poderes públicos de Venezuela a no emitir sentencias que amenacen el diálogo

El diálogo entre Gobierno y oposición se reanudará el próximo 13 de enero
Los mediadores del diálogo entre el Gobierno de Venezuela y la oposición han instado este martes a los poderes públicos a no aprobar y a abstenerse de "dictar decisiones que dificulten las relaciones entre ellos o el proceso de diálogo" al menos hasta el próximo 13 de enero.
Es precisamente esta fecha, el próximo 13 de enero, cuando se retomará el proceso de diálogo iniciado entre Gobierno y oposición, tal y como anunció el representante del Vaticano para acompañar las negociaciones, monseñor Claudio María Celli.
El enviado de la Santa Sede ha asegurado que desde ahora se inicia una etapa de "revisión" que permitirá la "consolidación y sostenibilidad" de las conversaciones.
En un comunicado publicado tras el encuentro entre la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) y los mediadores, éstos han señalado que este plazo "será utilizado para trabajar de manera inmediata en las mesas temáticas del diálogo nacional".
El representante de la Santa Sede, el secretario general de la Unión de Naciones Sudamericanas (UNASUR), Ernesto Samper, y el denominado 'trío de expresidentes' --formado por los exmandatarios de España José Luis Rodríguez Zapatero, de República Dominicana Leonel Fernández y de Panamá Martín Torrijos-- se han reunido este martes con la MUD, en un encuentro en el que Samper ha destacado la "voluntad de diálogo" existente entre las partes.
Asimismo, el secretario general de UNASUR ha pedido, en una rueda de prensa posterior a la reunión, un "alto el fuego mediático" en el marco de esta negociación, señalando que las declaraciones de las dos partes en algunos medios pueden generar "confusión" e, incluso, "crispación".
Este martes se han reunido los mediadores con la coalición opositora, el día que marca el primer aniversario de las elecciones parlamentarias que dieron el control de la Asamblea Nacional a la oposición.
En este contexto, agravada la situación que vive el país, el Gobierno y la MUD instalaron el 30 de octubre en Isla Margarita una mesa de conversaciones para superar la crisis política, económica y social, con la mediación del Vaticano y de UNASUR, en nombre de quien actúan los expresidentes de España Rodríguez Zapatero, de República Dominicana Leonel Fernández y de Panamá Martín Torrijos.
CRÍTICAS DE LA OPOSICIÓN
La dirigente opositora María Corina Machado ha denunciado, por su parte, la decisión de paralizar el diálogo hasta entonces, ya que es apenas tres días después de la simbólica fecha para que el referéndum revocatorio contra el presidente Maduro tenga efecto.
"¿13 de enero? ¿En serio?", ha escrito la opositora a través de su cuenta oficial de la red social Twitter. "Convenientemente después del 10 de enero. ¿Y los muertos de aquí a allá? ¿Y los que emigran? ¿Y los que quiebran? No entienden nada", ha lamentado.
Por su parte, el secretario ejecutivo de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), Jesús 'Chúo' Torrealba, ha denunciado también esta fecha, que ve "demasiado lejana", tal y como él mismo declaró en una entrevista concedida a la cadena CNN en Español.