Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Renzi reclama una "respuesta política" a la UE para hacer frente al tráfico de inmigrantes

Mateo RenziEFE

El primer ministro italiano, Matteo Renzi, ha urgido a la Unión Europea a que adopte una "respuesta política" que vaya más allá de medidas técnicas para hacer frente a la inmigración ante las últimas tragedias en el Mediterráneo.

En un discurso ante la Cámara de Diputados del Parlamento italiano, Renzi ha subrayado que de la cumbre europea extraordinaria del jueves en Bruselas no debe salir solo "una respuesta técnica" ni "reacciones emotivas", sino que debe haber una respuesta de carácter político.
"Las reacciones emotivas no bastan, como no sirve un elenco técnico detallado de decisiones o compromisos" sino que estamos en el "momento de la política", ha defendido, según informa la agencia Adnkronos.
"La falta de respuestas está asfixiando a toda una generación que está escapando, no para ver lugares nuevos sino arriesgando la vida", ha lamentado, incidiendo en que Italia no puede actuar sola frente a esta situación.
En este sentido, ha subrayado que la UE debe elaborar una "estrategia política" sustentada en cuatro puntos. En primer lugar, ha dicho, hay que "reforzar las operaciones europeas, como Tritón y Poseidón". En segundo lugar, hace falta, una mayor "determinación en la lucha contra los traficantes", a los que ha vuelto a definir como "esclavistas del siglo XXI".
Asimismo, es necesario, según Renzi, "desalentar en la raíz la partida de mujeres y hombres", para lo que no basta con "declaraciones" sino que se requiere una "fuerte presencia de las organizaciones internacionales en el sur de Libia" para que puedan gestionarse allí "los procedimientos de asilo" por un "equipo de la UE". Y por último, ha puntualizado, este debate debe hacerse con una "particular urgencia".