Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mattarella anuncia iniciativas "en las próximas horas" para resolver crisis política en Italia

El ministro de Economía, Pier Carlo Padoan, o el ministro de Asuntos Exteriores, Paolo Gentiloni, entre los candidatos para formar Gobierno
El presidente de la República italiana, Sergio Mattarella, que concluyó este sábado el segundo día de ronda de consultas con los grupos políticos destinadas a configurar un Gobierno tras la dimisión de Matteo Renzi, anunció "iniciativas" en las próximas horas para resolver la crisis política que sufre el país.
"En las próximas horas valoraré lo que ha surgido de estos coloquios y las tomaré iniciativas necesarias para solucionar la crisis", dijo el jefe del Estado italiano desde el Palacio del Quirinal.
Mattarella hizo hincapié en la necesidad del país de un "gobierno con la plenitud de sus funciones" en el menor tiempo posible, pero señaló además la obligatoriedad de "armonizar" la ley electoral porque en estos momentos la ley que regiría unas hipotéticas elecciones la (Italicum) se refiere sólo a la Cámara de Diputados, pero no al Senado.
De hecho, la condición para que se geste un nuevo Gobierno es que se valide una ley electoral aprobada ya por el Tribunal Constitucional que pudiera regular la celebración de nuevas elecciones. La consulta en la alta Corte está fijada para el próximo 24 de enero.
Mattarella también subrayó la prioridad de la formación de un Gobierno para hacer frente la agenda internacional que tendrá Italia como protagonista en el 2017. Está previsto que se celebre la cumbre de los jefes de Estado y de Gobierno del G-7 los días 26 y 27 de mayo en la ciudad siciliana de Taormina.
Además, en marzo de 2017 se conmemorarán los Tratados de Roma, firmados el 25 de marzo de 1957, que son dos de los tratados que dieron origen a la Unión Europea.
RONDA DE CONSULTAS
Las reuniones de los distintos grupos políticos con el presidente Mattarella, todas a puerta cerrada y sin periodistas, comenzaron este viernes y concluyeron este sábado a las 18:30. El presidente de Italia conversó el último lugar con los representantes de la Cámara de los Diputados y del Senado.
El Movimiento Cinco Estrellas que terminó este sábado a las 17:30 los coloquios con Mattarella ha reclamado nuevamente elecciones anticipadas y ha acusado a la clase política de dilatar los tiempos.
"Hoy en Italia tenemos dos leyes electorales diversas que generan una parálisis institucional culpable generada por la irresponsabilidad de la clase política guiada por Renzi y el Partido Democrático", ha señalado el jefe del grupo que se define por sus consignas anti-europeístas, Giulia Grillo.
"Renzi, todo su gobierno, el Partido Democrático han perdido. No es una afirmación nuestra, sino una aserción certificada por el voto", ha agregado. En esta línea, ha reiterado su posición contraria a un "gobierno caído desde lo alto" porque -según ha señalado- "no tendría ninguna legitimidad popular".
De esta opinión es también el líder de la Liga Norte, Matteo Salvini, quien ha pedido en reiteradas ocasiones comicios anticipados de forma inmediata. Salvini rechaza la formación de un nuevo Ejecutivo de transición y emplaza a celebrar elecciones en el país para evitar que siga la tendencia de los últimos cinco años, en los que Italia que ha tenido tres gobiernos que no han salido de una elección en las urnas.
La presidenta del ultraconservador "Fratelli d'Italia", Giorgia Meloni, llegó incluso a amenazar con que si no se celebran elecciones cuanto antes, hará un llamamiento a la movilización popular.
"Creemos que para respetar el voto que los ciudadanos han expresado el pasado domingo en referéndum es necesario garantizar, cuanto antes posible, la formación de un gobierno salido de las urnas", dijo. "No vamos a sostener el cuarto gobierno nacido sin haber sido elegido libremente por los ciudadanos. Creemos que es posible aprobar una nueva ley electoral en diciembre y celebrar elecciones en marzo como máximo", agregó.
Por su parte, el ex primer ministro, Silvio Berlusconi, quien llegó al Palacio del Quirinal a las 16:00 de este sábado, anunció su rechazo a la formación de un Gobierno coalición y pidió elecciones anticipadas, pero solo una vez se haya reformado la ley electoral.
"No estamos dispuestos a ningún gobierno", respondió de manera escueta a preguntas de periodistas sobre la posibilidad de formación de un gobierno de responsabilidad que guíe a Italia hasta las lecciones.
"Toca al Partido Democrático expresar y apoyar un Gobierno para el resto de la legislatura, que debe ser la más breve posible", acotó después. Sobre los coloquios con el presidente italiano, relató: "Hemos ilustrado a Mattarella la que nos parece la única salida posible: la aprobación de una ley electoral en tiempo breve compartida por nosotros para consentir a los italianos ir al voto".
Mientras el líder del nuevo Centro derecha, Angelino Alfano, ministro del Interior con el Gobierno de Renzi, se mostró disponible para un Gobierno de responsabilidad de todas las fuerzas políticas que "tendrán un sentido de pertenencia común para afrontar la emergencia". Sobre la ley electoral señaló que lo prioritario es cerrar cuanto antes la crisis de Gobierno. "Retengo correcto no esperar al resultado de la Corte Constitucional", señaló.
CANDIDATOS
Desde el pasado viernes Mattarella ha recibido a todos los miembros del espectro político con la intención de designar cuanto antes un sustituto de Matteo Renzi para atajar así la situación de incertidumbre política y económica que aqueja a Italia.
El jefe del Estado italiano, en cuya mano está la gobernabilidad del país dedicará el domingo a reflexionar tras la ronda de consultas para indicar en los siguientes días un candidato para un nuevo Gobierno, según han anunciado los medios italianos.
Aunque en su discurso ha dejado claro que la prioridad no es la celebración de elecciones, sino la formación de un gobierno técnico capaz de implementar una ley electoral que permita celebrar comicios.
Entre los políticos a los que Mattarella podría encargar la responsabilidad de buscar apoyos para formar un gobierno suenan con fuerza los nombres del ministro de Economía, Pier Carlo Padoan, o del ministro de Asuntos Exteriores, Paolo Gentiloni.