Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Macron reclama a sus seguidores "una mayoría del cambio" en las próximas elecciones legislativas

Asegura que trabajará para los votantes de Le Pen no tengan motivos para volver a votar a "los extremos"
El ganador de las elecciones presidenciales francesas, Emmanuel Macron, ha hecho un llamamiento a sus seguidores para conseguir "una mayoría del cambio" en las próximas elecciones legislativas, al tiempo que ha asegurado que trabajará durante los próximos cinco años para ganarse la confianza de los electores que han votado "por los extremos".
"Vamos a tener que construir una verdadera mayoría, una mayoría fuerte, una mayoría del cambio, que es a lo que aspira el país. Esta mayoría del cambio es lo que espero de vosotros en seis semanas. Os voy a seguir necesitando. Queridos conciudadanos, todos y todas estáis a mi lado", ha proclamado Macron, en su discurso ante miles de seguidores reunidos en la explanada del Louvre, en París, tras haber ganado las presidenciales frente a la candidata ultraderechista, Marine Le Pen.
Macron ha admitido que la victoria de este domingo en las urnas "no tiene precedentes" y ha subrayado que la tarea que ahora tiene por delante es "inmensa". "Gracias por vuestra confianza. Gracias por el tiempo dedicado. Gracias por el compromiso, por la confianza", ha señalado.
Macron se ha dirigido también a los que le han votado a pesar de no creer en sus "ideas" y les ha agradecido que le hayan apoyado "para defender la República". "Conozco vuestro desacuerdo y voy a proteger la República", ha dicho.
PIDE QUE NO ABUCHEEN A LOS VOTANTES DE LE PEN
En esta misma línea, ha tenido palabras también para los votantes que se han decantado por Marine Le Pen, la candidata del partido ultraderechista Frente Nacional, y ha pedido a sus seguidores que no les abucheen por su voto. "Les respeto todo lo posible. En estos próximos cinco años voy a trabajar para que dejen de tener razones para votar por los extremos", ha afirmado.
"La tarea que nos espera es inmensa y va a comenzar a partir de mañana. Para ello, habrá que moralizar la vida pública. Reforzar la economía. Construir nuevas protecciones. Que todo el mundo tenga cabida", ha explicado Macron, antes de abogar por "refundar" Europa y "garantizar la seguridad de todos los franceses".
Tras asegurar que Europa y el mundo están mirando de nuevo a Francia esperando que les sorprenda, Macron ha subrayado ante los miles de seguidores congregados en la plaza del Louvre que no tiene intención de ceder "ante el miedo" o "la división". "No vamos a ceder a la derrota ni al declive. Sé lo que os debo. Sé lo que les debo a mis compañeros de ruta. A mi familia y a todas mis personas cercanas", ha indicado.
"OS PROTEGERÉ FRENTE A LAS AMENAZAS"
El próximo presidente de Francia ha admitido que la tarea que tiene por delante "será difícil" pero se ha comprometido a decir "la verdad" y a proteger a los franceses. "Os protegeré frente a las amenazas. Lucharé con vosotros contra las mentiras, contra el inmovilismo y contra la ineficacia. Respetaré a todos por lo que piensan y lo que quieren, ha prometido.
Por último, Macron ha afirmado que servirá a los franceses "con fortaleza" y "en nombre de la libertad, la igualdad y la fraternidad". "Os serviré por la fidelidad y la confianza que me habéis dado. Os serviré con amor", ha afirmado, antes de concluir proclamando "¡Viva la república y viva Francia!".
El próximo mandatario de Francia ha llegado a su comparecencia en el Louvre mientras sonaba la Oda a la alegría, el himno oficial de la Unión Europea, y se ha despedido de sus seguidores acompañado por su mujer.