Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Macri no aprueba la autorización a Avianca hasta que se aclare el posible conflicto de intereses

El presidente de Argentina, Mauricio Macri, ha anunciado este lunes que el Gobierno ha decidido no aprobar la autorización para que la aerolínea Avianca opere rutas de cabotaje en el país hasta que las autoridades tomen una decisión sobre la investigación en torno a un posible conflicto de intereses.
La semana pasada, el fiscal argentino Jorge di Lello abrió una investigación contra Macri para averiguar si benefició a la aerolínea Avianca, que habría realizado negocios con el padre del propio mandatario.
Según ha informado la prensa argentina, además del presidente la investigación alcanzará a Franco Macri, así como al secretario general de la Presidencia, Fernando de Andreis; y a varios responsables de la aerolínea por un presunto delito de asociación ilícita, negociaciones incompatibles, fraude contra la Administración pública y tráfico de influencias en el marco de presuntas irregularidades vinculadas a la explotación del espacio aéreo argentino.
La investigación se ha abierto después de que, a finales de diciembre, los diputados Juan Cabandié y Roberto Tailhade denunciaran al presidente y al resto de investigados por las irregularidades en la explotación del espacio aéreo a través de empresas privadas, entre ellas, algunas "vinculadas al entorno personal o familiar" del mandatario.
Avianca compró el año pasado la aerolínea MacAir Jet, que era propiedad de SIDECO --empresa de la familia Macri--, y posteriormente mantuvo como consejero delegado a Carlos Benjamín Colunga López, definida por el fiscal Di Lello como "persona de confianza" de la familia del presidente.
La investigación se ha conocido al mismo tiempo que el presidente anunciara que en los próximos días firmará dos decretos ejecutivos para establecer normas claras que permitan evitar nuevos conflictos de interés en el seno del Gobierno.