Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Kerry, "el trabajo no ha terminado" pese a la entrega de Siria de sus armas químicas

John Kerry, seceretario de estado de EEUUREUTERS

El secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, ha felicitado a la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPCW) por su papel en la evacuación y destrucción del arsenal químico sirio, si bien ha recalcado que "el trabajo no ha terminado". "Quedan problemas muy peligrosos que han de ser resueltos. Seguimos muy preocupados por los informes sobre el uso sistemático de gas cloro contra las áreas controladas por la oposición", ha indicado, en un comunicado publicado por el Departamento a través de su página web.

En el mismo, ha manifestado que "el régimen ha arrastrado sus pies en la destrucción de las instalaciones de destrucción, y la comunidad internacional tiene preguntas que han de ser respondidas adecuadamente". Asimismo, ha expresado su "pesar" por el incremento de fallecidos en el conflicto y por la crisis humanitaria que sacude el país.
"Pese a ello, es un momento importante para comprobar lo que se ha conseguido: la evacuación de todo el arsenal químico declarado; la verificación de la destrucción del equipamiento para la producción y la mezcla; la verificación de la destrucción de todos los vehículos utilizados para su uso, incluyendo cabezas balísticas y bombas aéreas; así como disminuir la amenaza estratégica que suponía el programa a nuestros aliados en la región", ha valorad.
"El mundo nunca olvidará la muerte de más de 1.400 sirios inocentes asesinados por las armas químicas el 21 de agosto de 2013. Durante cien años, la comunidad internacional ha considerado el uso de estas armas como algo inaceptable. Las peores armas han desaparecido, pero el despreciable régimen y la crisis que ha creado permanecen, y requieren nuestra atención colectiva", ha remachado.
El propio Gobierno sirio ha confirmado la entrega del último cargamento de material bélico químico que se comprometió a entregar y ha instado a Israel a sumarse a los acuerdos internacionales sobre no proliferación de armas de destrucción masiva.
El Gobierno sirio ha destacado que este desarme y la adhesión de Siria al Tratado para la Prohibición de las Armas Químicas se ha producido pese a la "difícil situación de seguridad" y gracias a los "esfuerzos monumentales de las autoridades sirias para transportar los materiales químicos a la costa".
Siria accedió en octubre a destruir todo su arsenal químico en aplicación del acuerdo alcanzado entre Estados Unidos y Rusia y tras las amenazas militares de Estados Unidos por el ataque con gas sarín perpetrado el 21 de agosto de 2013 en las cercanías de Damasco.
El Gobierno estadounidense y otros países occidentales atribuyeron este ataque al Gobierno, pero tanto Rusia como Siria acusaron de él a los rebeldes. El acuerdo obligaba a Siria a inhabilitar todas sus instalaciones de producción y elaboración de armas químicas antes del 1 de noviembre de 2013. Asimismo, para el 30 de junio de 2014 debería quedar destruido o entregado todo el arsenal químico del país.