Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Kerry, sobre la tregua pactada con Rusia en Siria: "¿cuál es la alternativa?"

El secretario de Estado norteamericano, John Kerry, ha defendido este miércoles el acuerdo alcanzado con Rusia para una tregua en Siria justificando que la única alternativa al mismo es la continuación del conflicto, con el consiguiente aumento en el número de víctimas y refugiados.
"¿Cuál es la alternativa? ¿La alternativa es permitir que vayamos de 450.000 personas masacradas a cuántos miles más? ¿Que Alepo sea completamente arrasada? ¿Que los rusos y Al Assad simplemente bombardeen indiscriminadamente durante los días que vengan y nosotros simplemente nos sentemos y no hagamos nada?", se ha preguntado el secretario de Estado en una entrevista con la emisora NPR.
Kerry ha subrayado que el acuerdo pactado con Rusia, que prevé una tregua inicial de siete días tras la cual Washington y Moscú comenzarán a bombardear de forma conjunta a Estado Islámico y el antiguo Frente al Nusra, es la única opción posible puesto que Estados Unidos ha descartado "ir con nuestras tropas".
"Así que tenemos que usar las herramientas de las que disponemos y la herramienta de la diplomacia está trabajando para tratar de conseguir un acuerdo en el que esperemos que podamos volver a la mesa de negociación" para buscar una salida al conflicto, ha confiado Kerry, incidiendo en que "en último término no hay una solución militar".
El secretario de Estado ha reconocido que si este intento fracasa y no se retoman las negociaciones, "los enfrentamientos van a aumentar significativamente". Ello tendrá como resultado "más refugiados, más desplazados, más inmigrantes que se dirigen hacia Europa", ha advertido.
Asimismo, ha alertado de que también se intensificarían los conflictos sectarios y en Siria se podría terminar con "enclaves" para kurdos, suníes "e incluso una zona extremista suní", ha añadido, en referencia a Estado Islámico, además de la parte actualmente controlada por el régimen de Al Assad. En resumen, ha añadido, "habrá un nivel de inestabilidad y extremismo que amenace a todos, incluida a Rusia".
En cuanto a las críticas desde Moscú sobre una supuesta reticencia de Estados Unidos a bombardear al antiguo Frente al Nusra, llamado ahora Frente Fatá al Sham tras romper con Al Qaeda en julio, Kerry ha replicado: "no vamos a apoyar a personas que están luchando junto a Al Qaeda y punto".
Kerry ha considerado que los grupos rebeldes sirios que actualmente colaboran con el Fatá al Sham en algunas zonas de Siria tomarán "decisiones de sentido común" y romperán con esta organización, para evitar así convertirse en objetivo de los bombardeos de Rusia y Estados Unidos.
"Mientras se separan, o mientras trabajamos para saber mejor exactamente quiénes son, hay maneras de asegurarnos realmente que atacamos a Al Nusra y no a la oposición legítima", ha aclarado.