Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Justicia estadounidense abre un proceso judicial contra la mujer del autor de la matanza de Orlando

La Justicia de Estados Unidos ha abierto este martes un proceso judicial contra Noor Salman, la mujer de Omar Mateen, el autor de la matanza que tuvo lugar en junio en un club de Orlando, por haber "fomentado" el radicalismo de su marido y haber engañado a la Policía.
Salman, de 30 años, fue detenida el lunes en California, donde reside su familia. Sus abogados han negado en reiteradas ocasiones que la mujer de Mateen estuviera al corriente de las intenciones de su marido y han insistido en que condenarla sería "un error", según ha informado la cadena de televisión NBC.
Según las autoridades, Salman trató de engañar al Departamento de Policía de la ciudad de Fort Pierce, en Florida, para evitar que las fuerzas de seguridad contactaran con la Oficina Federal de Investigación (FBI) en relación con el ataque al club Pulse, que se saldó con 49 muertos.
Salman denunció en una entrevista publicada por el 'New York Times' que era víctima de violencia doméstica y que no sabía que su marido planeaba llevar a cabo el ataque. Días después de la matanza, las autoridades señalaron que Salman había confesado que se encontraba con su marido en el momento en que este adquirió la munición y que trató de disuadirle.
Además, la mujer del atacante se comunicó con él durante el ataque. "¿No ves lo que está pasando? Te quiero", manifestó Mateen la noche de la masacre. El superviviente Demetrice Naulings, que perdió a un amigo en el ataque, ha mostrado su sorpresa al descubrir que se ha abierto un proceso judicial contra Salman después de varios meses.
"Estoy un poco confundido", ha indicado Naulings, que ha añadido que es complicado saber qué sentir. "Perdono a su marido. Rezo por ella y por su hijo", ha añadido Naulings.