Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Juncker, sobre la reversibilidad del Brexit: "Nunca tengo ilusiones porque no quiero perderlas"

Tusk asegura que es "realista" pero "la política sin sueños sería una pesadilla"
El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, ha asegurado que "nunca" tiene ilusiones en Europa porque no quiere "perderlas", al ser preguntado por la posibilidad de dar marcha atrás en el Brexit y si es "soñador" en este tema como ha dicho ser el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk.
"En Europa nunca tengo ilusiones porque no quiero perderlas", ha dicho Juncker en rueda de prensa con Tusk al término de la primera sesión de la cumbre de los jefes de Estado y de Gobierno centrada en el refuerzo de la cooperación contra el terrorismo y militar.
Horas antes, Tusk ha defendido que "la Unión Europea se construyó sobre sueños que parecían imposibles de lograr" cuando sus "amigos británico" le han preguntado si "el Brexit se puede revertir" y que es "un soñador, pero no el único", parafraseando a John Lennon.
Tusk ha dicho estar "totalmente de acuerdo" con Juncker pero ha insistido en "diferenciar entre ilusiones y sueños" y ha defendido que "la política sin sueños sería una pesadilla" y ha insistido que la experiencia de la Europa comunista como polaco demuestra que "los sueños políticos pueden hacerse realidad".
"Pero al mismo tiempo, soy realista y por eso en primer lugar tenemos que comenzar las negociaciones de la forma más eficaz posible y la decisión final de esto también es una decisión para Reino Unido y para los ciudadanos de Reino Unido", ha zanjado.
"Pero los sueños son todavía algo muy bonito", ha remachado, admitiendo que "claro" prefiere a John Lennon que a Paul McCartney. "Let it be", le ha respondido Juncker.