Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Israel desclasifica 400.000 documentos de niños secuestrados y adoptados desde 1940

El Gobierno israelí ha aprobado la desclasificación de unos 400.000 documentos relacionados con los presuntos casos de secuestro y adopción ilegal de niños en Israel, mayoritariamente de origen yemení, desde finales de la década de 1940 y hasta principios de la década 1960.

Los menores fueron dados por muertos en hospitales y dados en adopción de forma ilegal a familias israelíes e incluso en el extranjero, según denunciaron asociaciones de afectados, que señalan que entre las víctimas había menores de países de Oriente Próximo, del norte de África y de los Balcanes.
El Gobierno israelí ha puesto en marcha en las últimas décadas hasta tres comisiones distintas para investigar las denuncias, que llegaron a la conclusión de que la mayoría de niños murieron en el hospital y se los enterró sin informar a las familias.
Sin embargo, numerosos testimonios recogidos en las investigaciones fueron clasificados. A partir de ahora, podrán consultarse en los archivos e incluso se difundirán por Internet cuando lo autorice el Comité de Ley Constitucional y Justicia de la Knesset o Parlamento israelí.
La última comisión de investigación, en 2001, había decretado que los testimonios y otros muchos documentos relativos a los casos denunciados no podían hacerse públicos hasta el 2071, pero con la decisión tomada hoy por el Gobierno finalmente verán la luz antes.
PROCESO DE DESCLASIFICACIÓN
El pasado mes de junio, el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, nombró al ministro Tzachi Hanegbi como encargado de esta cuestión, muy seguida en los últimos meses por la prensa israelí, especialmente a raíz de una investigación del diario 'Haaretz' sobre varios casos de niños desaparecidos.
Netanyahu encargó a Hanegbi que estudiara la conveniencia de desclasificar los documentos y este domingo ha explicado que hacerlos públicos "acabará con esta situación insoportable, esta confidencialidad injustificada que se impuso durante 70 años sobre este material".
"Esto acabará con las sospechas, el escepticismo y la desconfianza de las familias (afectadas) hacia las agencias del Estado", como la que gestiona las adopciones.
Al menos 20 personas en Israel han logrado contactar con sus familias biológicas tras descubrir que fueron adoptadas ilegalmente, secuestradas y dadas por muertas en hospitales o centros infantiles. Las familias afectadas eran mayoritariamente de judíos recién llegados a Israel.
Hanegbi señaló que las familias afectadas podrán ver los documentos primero y solicitar que los que les afecten personalmente no se hagan públicos.