Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El ministro de Economía de México insiste en "no se va a pagar ni un centavo" del muro

El ministro de Economía mexicano insiste en "no se va a pagar ni un centavo" del muroREUTERS

El ministro de Economía mexicano, Ildefonso Guajardo, ha insistido en que México no va a asumir ni siquiera parcialmente el coste de la construcción del muro fronterizo anunciado por el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y ha asegurado que Washington está ahora en una "encrucijada".

Guajardo ha recordado las tesis que ha venido manteniendo durante estos últimos meses el Gobierno de Enrique Peña Nieto. Así, ha reiterado que la construcción de un muro "no es una solución correcta" a los problemas fronterizos y ha apuntado que, "simple y llanamente, los mexicanos nunca van a 'pagar un cinco'".
El ministro mexicano ha atribuido la insistencia de Trump en torno a la polémica infraestructura a la necesidad de hacer ver que está cumpliendo sus promesas de campaña, pero para Guajardo lo que ha hecho el mandatario norteamericano es meterse en una "encrucijada". "Ahora tienen que encontrar la salida", ha añadido.
La Casa Blanca ha planteado la posibilidad de gravar las importaciones mexicanas con un impuesto del 20 por ciento, si bien oficialmente no existe un proyecto claro sobre la financiación del muro. El objetivo de Trump es que el país vecino pague el "cien por cien" del proyecto.
"Quedó clarísimo que se movieron para desmantelar la amenaza, porque nadie quiere arriesgar la relación comercial entre estas dos naciones", ha asegurado Guajardo, que ha atribuido las sucesivas aclaraciones a la "impredicibilidad".
El ministro mexicano ha negado una "guerra comercial" entre los dos países, a pesar de la evidente tensión en las relaciones bilaterales. Trump y Peña Nieto tenían previsto reunirse el 31 de enero en Washington, pero el encuentro ha sido cancelado en vista de la escalada de tensión dialéctica.
"Es grave la crisis, pero estamos trabajando para destrabarla. No podemos tomar la simpleza de decir 'se van a la porra'. Para México es fundamental mantener la relación con Estados Unidos", ha subrayado Guajardo.