Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Israel prepara unilateralmente el final del conflicto en Gaza

Los soldados israelíes comenzarán a retroceder posiciones en 24 horasREUTERS

El Ejército israelí podría estar ultimando sus preparativos para poner fin de manera unilateral al conflicto en Gaza, a tenor de las últimas informaciones de medios israelíes que apuntan una retirada generalizada de las posiciones militares en las próximas 24 horas, al finalizar las tareas de destrucción de los túneles de Hamás que entran en territorio israelí.

De momento, los medios israelíes informan, citando fuentes anónimas del Ejército, de que en las próximas 24 horas las tropas de Israel retrocederán las posiciones que mantienen desde hace días dentro de la frontera de Gaza y otras unidades que permanecen en el enclave palestino acabarán dentro de los límites de Israel.
Esta decisión tendría lugar después de diferentes anuncios efectuados por oficiales israelíes que descartan un regreso a las negociaciones para poner fin a una operación que dura 26 días.
"No vamos a hablar más de un alto el fuego", han advertido estas fuentes, citada por el periódico 'Haaretz'. En este sentido, Israel se limitará a velar "por sus propios intereses" y continuará con sus ataques sobre Gaza para destruir la infraestructura de las milicias palestinas.
Quien sí se ha pronunciado ha sido el viceministro de Exteriores israelí, Tzachi Hanegbi. "Creo que este el momento en el que debería terminar la operación por tierra. Podemos golpear a Hamás cuanto sea necesario en respuesta a sus lanzamientos de cohetes. Me imagino que van a proseguir", ha hecho saber en declaraciones al Canal 2 de la televisión israelí.
SE DESCONOCE EL PARADERO DEL SOLDADO SUPUESTAMENTE CAPTURADO
A la espera de la inminente rueda de prensa del primer ministro, Benjamin Netanyahu, queda por dilucidar el destino del soldado israelí presuntamente capturado por Hamás --que a su vez niega conocer el paradero del militar--, el teniente de 23 años de edad Hadar Goldin, cuya familia ha rogado al Gobierno que no abandone a su hijo a su suerte.
"He sido comandante de batallón", ha declarado el padre del teniente Goldin, Simcha, "y no me puedo imaginar que el Ejército israelí condene a uno de sus guerreros". Su madre ha exigido al Gobierno "que no abandone Gaza" hasta que su hijo esté de regreso, y, por extensión, que no abandone "a ninguno de los hijos que han partido para defender a Israel".