Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Francia cierra el proceso judicial por el asesinato de tres activistas kurdas en 2013

El proceso judicial en Francia por el asesinato en 2013 de tres mujeres kurdas --una de ellas, una de las fundadoras del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK)-- ha sido cerrado tras la muerte del principal sospechoso, según ha informado la cadena de televisión kurda Rudaw.
Las tres mujeres kurdas, Sakine Cansiz, Fidan Dogan y Leyla Soylemez, fueron asesinadas de un tiro en la cabeza. Las autoridades francesas arrestaron a dos sospechosos, pero uno de ellos fue puesto en libertad posteriormente.
El segundo era Omer Guney, quien falleció el 17 de diciembre a causa de un tumor cerebral. Francia investigó los presuntos lazos de Guney con los servicios de Inteligencia turcos, que negaron haber participado en los asesinatos.
Las autoridades turcas han mantenido en todo momento que el asesinato de las tres activistas fue parte de una disputa interna del PKK, considerado un grupo terrorista por Turquía, Estados Unidos y la Unión Europea (UE).
El 7 de enero se celebró una marcha en la capital de Francia, París, en la que cerca de 5.500 personas reclamaron a las autoridades galas que continuaran con las investigaciones sobre los asesinatos.