Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El ministro de Exteriores turco considera un "gran error" implicar a las YPG en ofensiva sobre Raqqa

El ministro de Exteriores de Turquía, Mevlut Cavusoglu, ha advertido de que la implicación de las Unidades de Protección Popular (YPG) kurdas en la toma de la ciudad siria de Raqqa sería un "gran error" y ha reclamado a Estados Unidos que cumpla su compromiso y empuje a esta milicia al este del río Éufrates.
Cavusoglu ha explicado en rueda de prensa que su Gobierno accedió a que las YPG participasen en la ofensiva sobre Manbij con la "condición" de que después se retirasen "en cuanto la operación hubiese terminado".
Sin embargo, y en contra de lo "prometido" por dirigentes de Estados Unidos, "más de 200 miembros de las YPG siguen en Manbij", ha advertido el jefe de la diplomacia turca en una comparecencia junto a su homólogo británico, Boris Johnson.
Estados Unidos colabora con los combatientes kurdos dentro de su lucha contra el grupo yihadista Estado Islámico pero, a ojos de Turquía, las YPG son una organización terrorista de igual calado que el Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK).
Ahora, Ankara insiste en que sería un "gran error" implicar a los milicianos kurdos en los posibles avances sobre la ciudad de Raqqa, considerada la capital del califato autoproclamado por Estado Islámico, según informa la agencia de noticias oficial Anatolia.
El Gobierno turco, que lanzó hace un mes una incursión militar en el norte de Siria, sostiene que su estrategia de alianzas con los grupos locales es la correcta y propone extender esta fórmula tanto para Raqqa como para la ciudad iraquí de Mosul, también controlada por los yihadistas.