Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mueren 31 personas en los enfrentamientos entre prorrusos y simpatizantes de Kiev

Decenas de muertos en el incendio de un edificio sindicial en la ciudad ucraniana de OdessaReuters

Al menos 31 personas han muerto por el incendio de un edificio sindical en la ciudad ucraniana de Odessa. El siniestro se ha desatado en medio de los enfrentamientos entre simpatizantes de Kiev y activistas prorrusos, según ha informado la policía. Mientras, otras siete personas han fallecido en la operación militar ucraniana en la región de Slaviansk.

El Ministerio del Interior ucraniano ha rebajado a 31 el número de personas que han perdido la vida por el incendio provocado en un edificio sindical de la ciudad de Odesa, situada en el sur del país y escenario de enfrentamientos entre partidarios y detractores del Gobierno central.
La Policía había informado previamente de 38 fallecidos, pero finalmente Interior ha rebajado la cifra a 31. De estas víctimas, la mayoría perdieron la vida intoxicadas por el humo, aunque también hubo otras que murieron tras saltar al vacío desde las ventanas
Además de los muertos, 50 personas han precisado ser atendidas por los servicios sanitarios, de las cuales diez eran miembros de las fuerzas de seguridad, según un comunicado del Ministerio.
Los disturbios comenzaron este viernes cuando cientos de prorrusos reventaron una concentración de partidarios del nuevo Gobierno ucraniano. La Policía ha confirmado el fallecimiento de cuatro personas en estos choques, por lo que la jornada se ha saldado en Odesa con al menos 35 fallecidos.
Conflicto en Slaviansk
Al menos cinco personas han fallecido en el transcurso de la operación militar emprendida por Ucrania para retomar la ciudad de Slaviansk, según informaron este viernes las autoproclamadas autoridades de la región, que se suma a dos soldados ucranianos muertos.
Además, varios soldados han resultado heridos por un ataque con misiles antiaéreos lanzado por prorrusos como respuesta a la operación. Los separatistas han confirmado que han derribado dos helicópteros.
El "alcalde" de Slaviansk, Viacheslav Ponomarev, ha manifestado que los fallecidos son tres miembros de las fuerzas de autodefensa y dos civiles, según declaraciones recogidas por el canal de televisión ruso Dozhd TV.
Anteriormente, el Ministerio del Interior ucraniano confirmó la muerte de dos de sus soldados en un ataque desde tierra ejecutado por separatistas con la ayuda de "mercenarios profesionales" en el que fueron derribados tres helicópteros.
"Esta madrugada resultaron abatidos dos helicópteros Mi-24 de las Fuerzas Armadas de Ucrania mientras realizaban una patrulla aérea. A consecuencia de los disparos, murieron dos militares y varios fueron heridos de diversa consideración", señaló un comunicado de Interior.
Este ataque tiene lugar en el marco de una operación iniciada por Ucrania para retomar puestos de control en manos de separatistas de la ciudad, donde han ocupado varios edificios gubernamentales en la ciudad y otras localidades del este del país para solicitar su adhesión a la Federación Rusa, como ya sucediera en la provincia de Crimea.
Ucrania acusa de usar escudos humanos
El presidente interino de Ucrania, Oleksander Turchinov, ha asegurado que la operación está siendo más complicada de lo pensado al tiempo qye ha acusado a los separatistas prorrusos de utilizar escucdos humanos. Pese a todo, el presidente ha confirmado que la operación continuará por lo que ha instando a los separatistas a deponer las armas.
Rusia solicita reunión urgente de la ONU
Por su parte, Rusia ha solicitado una reunión extraordinaria del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas para analizar la operación militar lanzada por Kiev.  Un portavoz de la misión de Rusia ante la ONU, Alexei Zaitsev, ha confirmado esta petición a la agencia RIA Novosti. "La reunión debería tener lugar el sábado por la mañana", ha planteado. 
El Gobierno ruso ha hecho saber que la "operación punitiva" iniciada por Ucrania contra los separatistas ha roto "de manera irreparable" el acuerdo internacional de Ginebra firmado el pasado 17 de abril para tratar de resolver el conflicto.