Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

EEUU anuncia la muerte de tres líderes de Estado Islámico en un bombardeo en Raqqa

El Pentágono ha anunciado este martes la muerte de tres dirigentes de Estado Islámico, dos de los cuales estuvieron implicados directamente en la preparación de los atentados de París del 13 noviembre de 2015, durante un reciente bombardeo de la coalición internacional en Raqqa, bastión del grupo terrorista en Siria.
Según ha explicado el portavoz del Pentágono, Peter Cook, en un comunicado, el ataque de "precisión" se llevó a cabo el 4 de diciembre y entre los fallecidos figuran Salah Gourmat y Sammy Djedou, quienes estuvieron implicados en "facilitar los atentados terroristas del 13 de noviembre de 2015 en París".
Ambos mantenían una estrecha relación con Abu Muhamad al Adnani, antiguo portavoz de Estado Islámico y máximo responsable de las operaciones exteriores del grupo terrorista, quien también murió en un bombardeo de la coalición el pasado agosto, ha precisado Cook.
Por otra parte, en el bombardeo también murió Walid Hamman, encargado de planear atentados suicidas y que "fue condenado en ausencia en Bélgica por un complot terrorista desmantelado en 2015", según el portavoz del Pentágono.
Los tres formaban parte de una red encabezada por Boubaker al Hakim, muerto en otro bombardeo el 26 de noviembre, y trabajaban planificando y facilitando ataques contra objetivos occidentales cuando se produjo el bombardeo en el que murieron, ha precisado.
Cook ha resaltado que desde mediados de noviembre la coalición ha matado a cinco miembros de Estado Islámico encargados de planificar las actividades fuera de Irak y Siria de la organización terrorista, lastrando así su capacidad de perpetrar atentados fuera de los territorios bajo su control. "Los que buscan atacar Estados Unidos, a nuestros socios de la coalición y aliados en todo el mundo no encontrarán un escondite seguro", ha asegurado.