Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

EEUU, dispuesto a sacar a Cuba de la lista de países que apoyan el terrorismo

Saludo histórico entre Obama y Raúl CastroReuters

El Departamento de Estado recomendará que Cuba salga de la lista de países patrocinadores del terrorismo y lo hará en los próximos días, según ha revelado este martes un funcionario estadounidense a CNN, el requisito exigido por el Gobierno cubano para reestablecer las relaciones diplomáticas.

"Nuestra expectativa" es que Cuba sea sacada de la lista de países patrocinadores del terrorismo, ha dicho la fuente, indicando que el anuncio oficial podría llegar en los próximos días, señalando concretamente al miércoles.
Ben Rhodes, asesor de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, ha explicado horas antes que la revisión del Departamento de Estado para sacar a Cuba de esta 'lista negra' está casi acabada, pero no ha dado ninguna pista sobre el resultado.
Sin embargo, Rhodes ha aclarado que la apertura de embajadas en La Habana y Washington no llegará antes de la Cumbre de las Américas, que se celebrará entre el 10 y el 11 de abril en Panamá, sugiriendo así que la decisión del Departamento de Estado llevará un poco más de tiempo.
En la última ronda de conversaciones entre Estados Unidos y Cuba para la normalización de las relaciones bilaterales, ambos países se comprometieron a reabrir las embajadas antes del foro de Panamá, pero La Habana puso como requisito previo su salida de esta 'lista negra'.
Washington ya alertó entonces de que, si bien haría todo lo posible para hacer el gran anuncio en el contexto de la Cumbre de las Américas, no podía garantizarlo porque el proceso de revisión para sacar a cualquier país de esta lista es muy minucioso y, por tanto, lento.
En caso de que el Departamento de Estado recomendara la exclusión de Cuba, tanto el secretario de Estado, John Kerry, como el presidente, Barack Obama, tendrían que dar su visto bueno. El Congreso tendría entonces 45 días para ratificarlo.
Obama, por su parte, ya ha avanzado que, si el Departamento de Estado aconseja la salida de Cuba, actuará de inmediato. "En cuanto reciba una recomendación, estaré en posición de actuar", ha dicho en una entrevista concedida a la radio pública NPR.
Esta Cumbre de las Américas será la primera a la que acuda Cuba, debido a la amenaza de boicot hecha por sus vecinos a Estados Unidos y Canadá, que siempre se habían opuesto a que la isla caribeña participará, y al histórico diálogo entre Washington y La Habana.
Fuentes de la Casa Blanca han revelado este martes a CNN que Obama podría "interactuar" con su homólogo cubano, Raúl Castro, "en los márgenes" de la Cumbre de las Américas. Su primer y único encuentro fue durante el funeral del ex presidente sudafricano Nelson Mandela.