Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Dramático rescate para evitar la muerte de un millar de personas en el Mediterráneo

El Mediterráneo sigue mostrando al mundo un drama incontenible. En él, Médicos Sin Fronteras trabaja a contrarreloj para salvar a todos los inmigrantes que se pueda, muchos de ellos niños. Hacinados en barcas esperan pisar la cubierta de un barco tras varios días de una angustiosa travesía. Los pequeños lloran, aterrorizados ante los gritos de los equipos de rescate. Separados de sus familias solo los brazos de los cooperantes les calman. Llegan exhaustos, desorientados, a duras penas se mantienen en pie. En el vídeo, se puede ver el que ha sido el rescate más difícil de los últimos meses, el más peligroso. Decenas de embarcaciones de madera y pocos medios para su seguridad. Una milagrosa operación que ha frenado lo que podía haber sido el mayor desastre de los últimos años a poco kilómetros de las costas de Libia.