Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Detenido un joven por asesinar a tres mujeres en Finlandia

Todavía conmocionados, los vecinos de Imatra, una población de 17.000 mil habitantes al sureste de Finlandia, dejan velas Velas y flores a las puertas del restaurante donde un francotirador mató anoche a tres mujeres. Se trataba de dos periodistas locales y la presidenta del consejo municipal de una ciudad cercana.

El responsable, un joven de 23 años, que fue detenido a continuación sin prestar resistencia. Los investigadores piensan que los asesinatos fueron en cierto modo planeados pero que las víctimas fueron elegidas al azar. Probablemente tenía un plan para matar. Y no existen pruebas hay pruebas de que estas tres mujeres fueran sus blancos.

El sospechoso aparcó su coche cerca del restaurante de donde salian las tres mujeres y les disparó con un rifle de caza. Con antecedentes por delitos contra la propiedad y actos violentos no tenía antecedentes penales. Finlandia tiene una de las tasas de criminalidad más bajas de Europa, pero tiene una de las mayores tasas de propiedad de armas en el mundo por la afición a la caza.

Cuando la Policía llegó al lugar de los hechos, algunos testigos identificaron al hombre de 23 años como autor del triple asesinato y este fue detenido sin ofrecer resistencia. También registraron el coche del sospechoso, en cuyo maletero encontraron el rifle de caza con el que disparó a las víctimas.

El detenido, un joven de 23 años residente en la ciudad de Imatra, efectuó presuntamente cuatro o cinco disparos a corta distancia, alcanzando a una de las mujeres en la cabeza y a las otras dos en el pecho. Las tres víctimas fallecieron al instante, por lo que nada pudo hacerse para salvar sus vidas.

El arma estaba registrada legalmente pero no pertenecía al supuesto agresor, aunque la Policía no quiso dar más detalles de momento sobre la identidad de su propietario o la forma en la que el sospechoso se hizo con ella. El sospechoso aún no ha sido interrogado, pero, según fuentes policiales, no tiene antecedentes penales ni vínculos conocidos con ningún grupo violento, por lo que de momento descartan que existan motivos políticos. En cambio, al parecer sí tiene antecedentes penales por "pequeños delitos contra la propiedad y actos violentos", según las autoridades. Según la Policía, nadie más resultó herido en el tiroteo.